martes , 19 de noviembre, 2019

Unos 230 mil niños deben vacunarse contra sarampión, rubéola y polio

El 1 de septiembre comienza en toda la provincia la campaña de vacunación contra estas enfermedades que consiste en la aplicación de una dosis extra en niños de 1 a 4 años. Será obligatoria y gratuita en todos los hospitales públicos.

Con el objetivo de consolidar la eliminación de sarampión, rubéola y poliomielitis en todo el país, el próximo lunes 1 de septiembre comienza una campaña nacional de vacunación, la cuál será obligatoria y gratuita en todos los hospitales y vacunatorios públicos hasta el 31 de octubre.

De esta forma, Córdoba a través del ministerio de Salud, cubrirá una población de 230 mil niños de entre 1 y 4 años, suministrando las dosis necesarias en forma gratuita.

“Debemos llegar a vacunar a unos 230 mil niños, de 1 a 4 años, en la segunda dosis”, explicó la encargada del área de Inmunización de Epidemiología la Provincia, Sandra Belfiore, quien además detalló que esta dosis extra de dos vacunas -la doble viral para proteger sarampión y rubéola y la Sabín para la polio- debe aplicarse “más allá de que los niños tengan el Calendario Nacional de Vacunación al día”.

El objetivo de esta campaña, que se extenderá hasta el 31 de octubre, es determinado por la Organización Panamericana de la Salud (OPS), y pretende erradicar este tipo de enfermedades, con patologías que se pueden anular con las vacunas, que son efectivas y seguras.

Según Belfiore, las dosis se encuentran en los vacunatorios públicos de hospitales y centros de salud habilitados, y tanto en Córdoba como en el país “se espera superar el 95% del total niños que deben ser vacunados”.

Las tres son enfermedades potencialmente erradicables, puesto que el único reservorio conocido es el ser humano y que para su prevención existen vacunas muy eficaces y seguras.

El sarampión es una enfermedad exantemática febril de transmisión respiratoria con mayor gravedad cuando afecta a niños en menores de 5 años o a desnutridos, y con acceso deficiente a la atención de salud.

La rubéola es una enfermedad exantemática febril, de transmisión por gotas de flügge que cursa en forma benigna y cuando hay circulación del virus en la comunidad este puede afectar mujeres embarazadas produciendo Síndrome de Rubéola Congénito (SRC) por embriofetopatía.

La poliomielitis es una enfermedad viral aguda de transmisión fecal – oral que afecta al sistema nervioso central, produce parálisis fláccida en miembros, dejando secuelas motoras. En sus formas graves puede ocasionar la muerte.

Las tres enfermedades se encuentran eliminadas de Argentina, pero no del resto del mundo, para su prevención existen vacunas muy eficaces y seguras, que permiten consolidar y sostener en el tiempo la eliminación, por es indispensable el logro de coberturas óptimas.

Durante el 2013 se notificaron casi 32.000 casos en la región europea de la OMS, 77.000 en la región africana, 16.000 en el sudeste asiático, entre otros. En la Región de las Américas el último caso de sarampión endémico se registró en el año 2002 y el último caso de rubéola en 2009. El último caso de sarampión endémico en Argentina ocurrió en el año 2000 y de rubéola en 2009. En los países que están libres de circulación de los virus de sarampión y rubéola, como Argentina, la ocurrencia de un solo caso se considera brote.

La situación mundial a junio de 2014 es que tres países continúan con poliomielitis endémica (Pakistán, Nigeria y Afganistán) y 12 países africanos registran brotes. En el resto del mundo no se notifican casos de poliomielitis salvaje. América latina está libre de poliomielitis desde hace más de 20 años y Argentina cumple 30 años libre de polio.

(Fuente: Prensa Gobierno de la Provincia de Córdoba)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *