Sábado , 24 de Junio, 2017

Se realiza hoy la 8° Marcha de la Gorra

Comenzará a las 18, partiendo de la intersección de Colón y Cañada. Se pedirá como cada año, la derogación del cuestionado Código de Faltas y denunciarán el aumento inusitado de casos de gatillo fácil y violencia institucional.

Bajo la consigna “Más vale gorras embrollando, que Policía matando”, se realiza hoy la 8° “Marcha de la Gorra” organizada por el Colectivo de Jóvenes por Nuestros Derechos.

Cómo cada año, se espera una multitudinaria convocatoria de miles de jóvenes y más de 60 agrupaciones que bogan por la derogación del Código de Faltas, denunciando la violencia y discriminación que lleva adelante mediante figuaras cómo el “merodeo”, la “portación de rostro” o la “prostitución escandalosa”. A su vez, denuncian la inscontitucionalidad del Código ya que permite que el agente que detiene a la persona juzgue y condene, eliminando la presencia de un juez y un abogado defensor.

Gatillo fácil

Por otra parte, este año, se denunciará fuertemente los casos de gatillo fácil en la ciudad a mano de la Policía. Desde la Coordinadora Antirepresiva se denunció ocho casos de jóvenes asesinados por agentes de la Policía. Lo que desde la institución policial llaman “hechos confusos”, la Coordinadora denuncia una clara y sistemática política represiva por parte del gobierno delasotista.

Los hechos trascendieron a nivel nacional y tal vez el más recordado sea el de Were Pellico, un joven asesinado en barrio los Cortaderos por dos uniformados que sin mediar voz de alto dispararon contra Were y su primo quienes se dirigían en moto a comprar a un quiosco del barrio. Con el agravado del intento de uno de los uniformados de incriminar al joven fallecido “plantandole” un arma.

El caso resonó más aún cuando periodistas de los SRT fueron a cubrir una violenta represión en el mismo barrio ante las manifestaciones realizadas por los vecinos y familiares de Pellico pidiendo justicia, donde el Jefe de Policía, Julio Cesar Suarez se comunicó telefónicamente con el periodista Dante Leguizamon profiriendo amenazas si no cesaba con su cobertura del caso.

“Estos casos de gatillo fácil no son casuales, si no que forman parte de una política pública represiva. Ni los casos de gatillo fácil ni los casos de abuso son accidentes o voluntades individuales de la Policía. Tienen que ver con una política de seguridad que reprime y que elige perseguir y asesinar a jóvenes de un sector específico, que es el sector popular.” aclaran desde el Colectivo de Jóvenes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *