lunes , 18 de noviembre, 2019

Piden la renuncia de Jefe de Policía por amenazas a un periodista

Numerosas agrupaciones, organizaciones de Derechos Humanos, trabajadores de prensa y partidos políticos comunicaron su solidaridad con el periodista Dante Leguizamón, quien fue amenzado por el Jefe de la Policía de Córdoba, Julio César Suárez, por cubrir un brutal operativo policial en el barrio Los Cortaderos.

La Mesa Provincial del partido EDE-Nuevo Encuentro exigió la “renuncia del jefe de la Policí­a, Julio César Suárez”, por sus amenazas contra el periodista Dante Leguizamón de los Servicios de Radio y Televisión de la Universidad Nacional de Córdoba.

El canal Cba24n, de la UNC, denunció ayer que el jefe policial  amenazó a Leguizamón, de Canal 10 de la misma casa de altos estudios, por su cobertura de la represión durante un operativo policial en barrio Los Cortaderos de la ciudad de Córdoba.

Hoy en un comunicado, EDE advierte que Leguizamón fue amenazado “por denunciar los brutales operativos que la fuerza de seguridad que conduce (Suárez), realiza en forma sistemática y cotidiana en diferentes barrios de Córdoba, violando los derechos humanos de los cordobeses, y principalmente de los jóvenes humildes”.

Suarez usó la cuenta oficial de twitter de la Policía de Córdoba para advertirle a Leguizamón sobre sus coberturas, luego se dirigió al canal donde trabaja el periodista y al no encontrarlo allí amedrentó por teléfono a su compañero de programa Miguel Planell para finalmente amenazar de forma directa a Leguizamón llamándolo a su celular donde en la comunicación el Jefe de la Policía le exigió al periodista de los SRT que si no se reunía inmediatamente con él, él mismo se iba a encargar de Leguizamón.

“Este accionar mafioso y autoritario con el que se maneja un jefe de policí­a que cuenta con el absoluto respaldo del gobernador José Manuel De la Sota, es motivo suficiente para pedir su renuncia al mando de una policía provincial que, lejos de ceder su poder después de los saqueos de diciembre, cuenta con más autonomí­a e impunidad para operar”, sostiene EDE.

Remarcó que “este hecho, de una gravedad institucional que no puede dejar pasarse por alto”, es “un eslabón más de toda una polí­tica represiva instaurada por De la Sota hace 15 años, que nos remite a las épocas más oscuras y dramáticas de la política cordobesa”.

 

(Fuente: Télam)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *