lunes , 19 de agosto, 2019

El Inadi recibió seis denuncias por bullying en un colegio católico

El último caso es de un chico del Instituto Nuestra Madre de la Merced, que fue víctima del maltrato por parte de sus compañeros y posteriormente expulsado de la escuela.

El Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (Inadi) Córdoba recibió en el último tiempo unas seis denuncias por discriminación en colegios de la ciudad.

El último caso que se conoció involucra al Instituto Nuestra Madre de la Merced, más conocido como “Las Mercedarias”, de Alta Córdoba, donde un niño de 13 años fue víctima del maltrato por parte de sus compañeros y posteriormente expulsado de la institución.

Sus padres presentaron una denuncia ante el Inadi y ahora anticiparon que irán a la Justicia.

“Ey, vos orejudo, gordo de mierda, no queremos jugar con vos, gay, acá nadie te conoce”, cuentan los padres que le decían al niño.

Este caso se suma a otros cinco que hasta el momento fueron denunciados ante el Inadi, uno de ellos después de siete años de ocurrido.

Según relataron los padres del niño, todo comenzó a principios de año cuando “detectamos que algo andaba mal a través de correos y mensajes en las redes sociales con agresiones verbales y el cambio de actitud propio de nuestro hijo”.

“Era nuevo en el colegio y de pronto no quiso ir. Ahí fue cuando decidimos acercarles a los directivos toda la información para trabajar en el tema. Hablé con ellos sobre qué era el bullying, algunos lo entendieron y otros no”, contó la madre del damnificado.

Los padres aseguran que hasta llegaron a ofrecer dictar talleres ellos mismos sobre la patología “para que toda la comunidad educativa se interiorizara, pero nunca lo aceptaron”.

“En mayo nuestro hijo empezó a decaer totalmente. Después de tres meses, ya tenía siete materias abajo, 24 faltas, no quería salir a la calle, no quería hacer gimnasia y lo más doloroso es que se agredía físicamente. Se miraba al espejo y se preguntaba por qué lo hicieron así de feo”, contaron.

Finalmente, los directivos resolvieron no permitir la reinscripción para el ciclo lectivo 2014 del niño y negarle el ingreso al menor de los hijos, de apenas 4 años.

“De ser el perjudicado pasó a estar discriminado por los propios docentes. Nos eliminaron del colegio”, se lamentó su padre y confirmó que, tras denunciar a los representantes de la institución ante el Inadi Córdoba, irán a la Justicia por “daño moral”. “Queremos que se sancione al colegio y se ponga atención al accionar de quienes son los encargados de velar por la seguridad de nuestros hijos”, reclamaron.

Al respecto, la delegada local del organismo contra la discriminación, Adriana Domínguez, precisó que “ahora se los citará para saber por qué cuando los padres se acercaron, ningún docente ni directivo los pudo contener. Indagaremos si hubo algún tipo de prevención, si se dio curso a los reclamos”.

Finalmente, se lamentó porque “estos hechos son cotidianos”. “Ahora los chicos los pueden verbalizar, pero hasta hace algunos años se tragaban ese dolor y los padres directamente los cambiaban de colegio, lo que no repara el daño ni construye una mejor ciudadanía”, sostuvo.

(Fuente: La Mañana de Córdoba)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *