lunes , 18 de noviembre, 2019

El Cura Brochero recibió la firma del Papa para su beatificación

El Papa Benedicto XVI firmó hoy el decreto para darle la beatificación al cura cordobés José Gabriel del Rosario Brochero, de este modo se cumple el tan esperado sueño de la congregación provincial.

Es la culminación del segundo paso hacia la santidad del sacerdote más popular de Córdoba. El proceso de canonización comenzó en la década de los 60. Brochero nació en Santa Rosa de Río Primero el 16 de marzo de 1840 y falleció en Villa Tránsito (hoy Villa Cura Brochero) el 26 de enero de 1914, a los 73 años.

A 50 años de su muerte, los obispos cordobeses escribían desde el Vaticano: “Brochero no es un sacerdote ignorado, se lo conoce en toda la Nación… Hemos de pedir al Señor con toda humildad y constancia que, si tales son los designios providenciales, veamos pronto en la gloria de los altares a este siervo bueno y fiel, a este párroco inolvidable que supo abrir surcos tan hondos en la vida religiosa de Córdoba”.

La certeza de la beatificación quedó definitivamente sellada luego de que una junta médica convocada por el Vaticano llegara a la conclusión que la recuperación de un niño tras un accidente de tránsito excedió la explicación científica.

Aquello ocurrió en mayo de este año. Y el 7 de julio pasado los teólogos de la Santa Sede no formularon ninguna objeción al presunto milagro: todos votaron en forma positiva. Así, la Congregación de las Causas de los Santos entregó su veredicto al Papa, para la firma del decreto de beatificación.

La localidad de Villa Cura Brochero esperaba anoche con ansiedad esta nominación. El sacerdote es ampliamente venerado en Traslasierra, región por la que Brochero dejó su vida y, además, fue el promotor de su desarrollo.

La ceremonia oficial de entronización de José Brochero en los altares católicos será en febrero del año que viene, en el paraje Alto Grande, en la Pampa de Pocho, en Traslasierra.

La Iglesia Católica espera una gran concurrencia de fieles de todos los rincones del país, para rendir tributo a un cura humilde y emprendedor, que dedicó su vida a ayudar a los más pobres.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *