lunes , 23 de septiembre, 2019

YPF: llega Brufau y arranca una negociación clave con el Gobierno

El titular mundial de Repsol, con la mayoría de YPF, busca ser recibido por De Vido.
En medio de una fuerte embestida del gobierno nacional contra YPF y de numerosos rumores de nacionalización, llega hoy de madrugada al país el español Antonio Brufau, presidente de Repsol, accionista mayoritaria de la petrolera argentina, con la intención de llegar a un acuerdo y destrabar el conflicto. Brufau viene con una comitiva de tres personas en el avión privado de la compañía. Pretende una reunión al máximo nivel ministerial , ya sea con el Secretario Legal y Técnico de la Presidencia, Carlos Zannini, o con el ministro Julio De Vido.
Brufau trae consigo una agenda clara. Como anticipó el Panorama Empresario de Clarín del último viernes, Repsol estaría dispuesta a colaborar para superar la crisis energética de la Argentina, pero siempre y cuando Cristina Kirchner garantice el respeto a las inversiones españolas en el país.
La firma discutiría todo tipo de alternativas: abrir el paquete accionario a una participación estatal, un eventual cambio de la conducción, evaluar la forma de remisión de utilidades y confeccionar un plan de inversión que convoque a las cinco grandes petroleras , Exxon, Total, Shell, Petrobras y Bridas.
Pero Brufau también advertirá que, si continúa el hostigamiento contra Repsol para desvalorizar sus inversiones, el gobierno español está dispuesto a llevar todas las medidas que crea necesarias contra la Argentina en los foros internacionales, incluyendo embargos comerciales y reclamos judiciales.
El objetivo de Brufau es evitar que los gobiernos provinciales sigan quitándole a Repsol áreas de explotación petrolera, y, de esta manera, intentará impedir que el valor de YPF siga cayendo.
No es la primera vez que Brufau viaja a Argentina para lograr un acuerdo, aunque desde que comenzó el conflicto, en enero, no logró entrevistarse con Cristina Kirchner.
En febrero mantuvo una reunión con el ministro de Economía, Hernán Lorenzino, y Julio De Vido. Pero de esa reunión sólo se llevó reproches de los funcionarios argentinos.
Hasta ahora, YPF ya perdió quince áreas de explotación en las provincias de Chubut, Santa Cruz, Neuquén, Río Negro, Mendoza y Salta.
Esto, sumado a las distintas versiones que circulan sobre su futuro, arrastró las acciones de la compañía, que entre el lunes y el jueves de la semana pasada cayeron un 21,3%. Así, la cotización de YPF bajó de US$ 11.170 millones a US$ 8.860 millones.
Según un comunicado del gobernador de Chubut, Martín Buzzi, mañana ya se abrirá el llamado a licitación para explotar cuatro de las áreas que le fueron retiradas a YPF. Se trata de los yacimientos “El Trébol”, “Escalante”, “Campamento Central” y “Cañadón Perdido”.
“El 10 de abril estaremos sacando a la calle el aviso público invitando al sector privado a participar de la empresa mixta”, señaló Buzzi. La semana pasada, además, el gobernador anunció que le sería revocada a YPF el yacimiento de Manantiales Behr, su área más rica, que representa cerca de un 10% de su producción total de petróleo.
La decisión quedó suspendida hasta el 19 de abril.
Para esta semana también se esperan anuncios oficiales del gobernador de Santa Cruz, Daniel Peralta, quien adelantó que este miércoles se definiría la quita de la concesión a YPF del yacimiento “Los Perales”, otro de los focos más productivos de los que dispone la empresa.
Por su parte, y al margen de lo que logre negociar Brufau esta semana, YPF ya inició una demanda contra la provincia de Chubut por la quita de las concesiones en los yacimientos de “El Trébol” y “Campamento Central”, que Buzzi anunció en un acto público.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *