domingo , 22 de septiembre, 2019

Volkswagen admitió que colaboró con la dictadura de Brasil

Un informe solicitado por la empresa alemana revela que en una fábrica un trabajador fue torturado por la Policía política.

La automotriz alemana Volkswagen admitió ayer haber sido colaboracionista de la dictadura militar brasileña, a la cual le informaba sobre las actividades sindicales de sus trabajadores en el Gran San Pablo, por lo cual seis operarios fueron detenidos y otro torturado dentro de la fábrica.

Lo indicó un informe solicitado por Volkswagen para estudiar el rol de la empresa durante la dictadura militar brasileña (1964-1985), sobre todo en la persecución política de líderes sindicales y politicos de base en Sao Bernardo do Campo, Gran San Pablo.

La región es la cuna sindical y política del ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva.

El documento divulgado fue hecho a pedido de VW por el historiador alemán Christopher Kopper, que destacó la “lealtad” de la marca de automóviles que fue líder en el mercado de los años setenta con las combis y el famoso “Escarabajo” de fabricación brasileña.

El dato más relevante informado a la prensa por la automotriz alemana es que dentro de su fábrica de Sao Bernardo do Campo, en 1972, un trabajador fue torturado por la policía política del régimen. Otros seis trabajadores fueron detenidos el mismo año.

La víctima fue Lucio Bellentani, torturado dentro de la oficina de Recursos Humanos por parte de dos policías del Departamento de Orden Político y Social (DOPS), detenido por 8 meses y luego absuelto por su posición política, ya que militaba en el Partido Comunista Brasileño (PCB).

Por eso, ex empleados de los años de la dictadura protestaban reclamando indemnizaciones por haber sido perseguidos políticos del Estado a través de una empresa extranjera radicada en el país.

Sin embargo, el informe del historiador apunta que si bien hubo colaboracionismo “la dirección ejecutiva de Volkswagen Brasil no participó del golpe contra el último gobierno electo en 1964 ni del ascenso de la dictadura”.

(Fuente: La Voz)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *