viernes , 23 de agosto, 2019

Tras reconstrucción 3D, Senestrari dijo: “Es una investigación difícil porque la prueba está contaminada”

Luego de que la Justicia provincial diera a conocer la reconstrucción 3D del supuesto suicidio de Juan Alós, el fiscal federal Enrique Senestrari sostuvo que se debe seguir investigando.

La hipótesis oficial de la Justicia provincial es que el policía Juan Alós se mató de un balazo en la cabeza en un auto en camino a Bosque Alegre, en Alta Gracia.

Esa versión es cuestionada por la familia, para quien Alós fue asesinado, y también por la Corte Suprema, que ordenó que sea la Justicia federal la que investigue el hecho. 

Alós supuestamente se mató el 7 de noviembre a las 18.50, días después de que estallara el escándalo en la división de Lucha contra el Narcotráfico de la Policía, a partir de las revelaciones de un informante y agente encubierto ilegal Juan Viarnes.

El fiscal provincial Emilio Drazile, a cargo de la instrucción inicial, incluyó en su fundamento para cerrar la causa, al entender que era suicidio, una reconstrucción en 3D que realizó el Centro de Desarrollo Interdisciplinario (CDI), dependiente de la Policía Judicial.

El Doce emitió el video de esa reconstrucción, con la que monta una escena virtual para dar sustento a la versión de Drazile.

httpv://youtu.be/HJt8vfGTfYA 

Para ese fiscal, y también para el Juzgado de Control de Alta Gracia, Alós estaba solo en el Renault Clio que le había dado la Policía y se disparó un balazo en la cabeza con el arma oficial, que empuñó con la mano derecha.

Dudas 

Después de que la Corte Suprema determinara que el caso Alós debía ser investigado por la Justicia federal, el expediente quedó a cargo del fiscal Enrique Senestrari. Pero según el funcionario, no llegó el expediente completo, pese al fallo del máximo tribunal.

Sobre la reconstrucción en 3D, Senestrari dijo que “es sólo una foto de una situación más compleja y prolongada en el tiempo que hay que revisarla”.

“Sigo sosteniendo lo mismo, no digo que es homicidio sino que tiene que investigarse bien las condiciones en que se dio la muerte”, afirmó en diálogo con El Doce.

“Quiero ver todos los papeles de la causa, toda la prueba, saber qué hubo en el auto, la historia previa y posterior”, dijo.

Además, Senestrari dijo que “hay un entorno alrededor del auto que no es lo que se mostró ahí. Hay mucha información que no está puesta en eso, sino que está en la causa y es lo que queremos investigar”.

Senestrari recordó que la escena del hecho está “contaminada” desde el principio por el fiscal provincial Drazile, quien llegó cuando el auto estaba todavía encendido y apagó el motor y las luces. 

“Es una investigación difícil porque la prueba está contaminada desde el comienzo y durante el curso de la investigación se siguió contaminando”, remarcó.

(Fuente: lavoz.com.ar)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *