domingo , 22 de septiembre, 2019

Schoklender declaró que Bonafini y su hija fueron al Caribe con fondos de Madres

El ex apoderado de la Fundación reiteró ante la Justicia que la entidad estaba “bajo el mando” de su presidente, Hebe de Bonafini, que “daba las directivas”. Fue durante la ampliación de indagatoria, que duró cinco horas
Fuentes judiciales confirmaron a Infobae.com que Sergio Schoklender aseguró que Bonafini pagó viajes al Caribe para ella y su hija, Alejandra Bonafini, y que le compró un auto y una casa en La Plata.

Schoklender amplió durante cinco horas su indagatoria ante el juez federal Norberto Oyarbideseguirá declarando el jueves de la semana que viene, según confirmaron los voceros.

El ex apoderado de la Fundación pidió ampliar su declaración indagatoria por lo que fue trasladado desde la cárcel de Ezeiza hasta el juzgado de Oyarbide en los tribunales de Retiro, donde declaró junto a su  defensor oficial Martín Hermida.
En tanto, la Sala I de la Cámara Federal , la misma que excarceló a su hermano Pablo, celebrará mañana una audiencia en la que debe decidir si excarcela al mayor de los Schoklender.
Schoklender quedó detenido a mediados de mayo, cuando se presentó a declarar y ante esa situación para él sorpresiva, se negó a ser indagado y pidió volver a hacerlo en una nueva audiencia para estudiar las pruebas en su contra.
El 30 de mayo prestó declaración acusado de ser el jefe de una organización ilícita que desvió fondos por 280 millones de pesos destinados a la construcción de viviendas sociales.
En esa oportunidad aseguró que la titular de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, era quien tomaba las decisiones en la Fundación, y que su hija, Alejandra, gestionaba los subsidios para la entidad y que allí podrían haber existido irregularidades en el manejo de fondos.
Junto con Sergio, también fueron detenidos su hermano Pablo y el contador Alejandro Gotkin, acusados de ser los organizadores de la asociación ilícita, y estos dos últimos fueron excarcelados por orden de la Cámara Federal.
Sin embargo, Pablo y Gotkin apelaron el monto de la fianza fijada por el juez Oyarbide, lo que aún está en discusión.
Pablo Schoklender dijo que Hebe de Bonafini, titular de Madres, tomaba las decisiones en la Fundación, al mismo tiempo que negó los cargos y no acusó a su hermano, con quien está enfrentado.
Por su parte, Gotkin, presidente de las empresas Antártica Argentina SA y Meldorek SA, a través de las que se habría hecho el desvío, dijo que él acataba las órdenes que le daba Sergio Schoklender sobre los depósitos y retiros de dinero.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *