lunes , 23 de septiembre, 2019
Teijeiro

Ratifican la prisión preventiva del exintendente de Deán Funes

El TSJ confirmó que existen indicios concretos del peligro procesal para la investigación que representaría la liberación de Teijeriro. Rechazan recurso de casación.

El Tribunal Superior de Justicia (TSJ) ratificó ayer la prisión preventiva del ex intendente de Deán Funes, Alejandro Teijeriro, al considerar que significaría un peligro procesal para la investigación que recuperara su libertad.

De esta forma, la Sala Penal del Alto Cuerpo rechazó el recurso de casación promovido por la defensa de Teijeiro contra la resolución dictada por la Cámara Criminal y Correccional y de Acusación de Cruz del Eje, que ya había rechazado planteos similares.

Ahora, los vocales entendieron que Teijeiro “tuvo actitudes tendientes a entorpecer la investigación, lo cual refleja, a todas luces, su clara voluntad de dejar de motivarse en las normas (vigentes), haciendo caso omiso a los límites que le marcó la autoridad judicial, luego de haber sido notificado de que estaba siendo investigado”.

El tribunal tuvo en cuenta que el ex mandatario, “con claro propósito de hacer desaparecer prueba, el 6 de noviembre de 2014, emitió nuevos cheques en reemplazo de otros anteriormente emitidos, a los fines de refinanciar un empréstito municipal obtenido por fuera de las formas establecidas en la Ley Orgánica Municipal, y no como señalan los impetrantes en función del pago por la provisión de combustible”.

“La nueva emisión de cheques no lo fue a los fines de cancelar una deuda por la adquisición de combustible, como así tampoco se trató de un nuevo hecho delictivo por parte del imputado Teijeiro, sino que dicho acto fue perpetrado con la intención de obstaculizar la presente investigación”, recalcaron los vocales Aída Tarditti, Sebastián López Peña y Mercedes Blanc de Arabel.

Asimismo, el TSJ también consideró el argumento de la defensa, la cual remarcó que la principal testigo del caso sufrió un cambio de ámbito laboral. “Las amenazas de que fue víctima la testigo y el descenso de categoría laboral no pueden ser analizadas en forma aislada, sino a la luz del material probatorio colectado”, sostuvo el cuerpo. “Así examinadas, dichas circunstancias pasan a engrosar el largo listado de acciones llevadas a cabo por Teijeiro para perjudicar el proceso y la investigación”, esgrimieron los vocales.

Según los vocales, “es fundamental preservar las manifestaciones de los testigos de cualquier influencia o contaminación, lo cual solo resulta viable con la privación de la libertad del imputado, toda vez que lo contrario entrañaría un riesgo para el proceso, en tanto le posibilitaría influir en terceros y actuar sobre la prueba a fin de aliviar su situación en el plenario”.

A ello hay que sumar que, amén de que Teijeiro sea una persona conocida públicamente, sin antecedentes, con residencia fija, arraigo familiar y bienes registrables para ofrecer caución real por su libertad, su “comportamiento obstruccionista del proceso, en lo que va de la investigación penal preparatoria, proyecta desconfianza acerca de su sometimiento al accionar de la Justicia”.

El ex funcionario está imputado por la presunta comisión de los delitos de defraudación por administración fraudulenta en perjuicio de la administración pública continuada y abuso de autoridad.
(Fuente: Prensa Poder Judicial de la Provincia de Córdoba)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *