jueves , 18 de julio, 2019

Preocupa al gobierno impacto por una baja en ganancias

La presidenta Cristina Kirchner vivió ayer una jornada de nerviosismo en Olivos por la sucesión de temas conflictivos en su agenda . Sigue sin encontrar una compensación de la recaudación que resignaría con la rebaja del impuesto a las ganancias para los trabajadores en relación de dependencia, una medida que quiere anunciar como principal carta electoral.
“Se está avanzando, pero todavía no hay precisiones”, dijo a LA NACION una alta fuente gubernamental. En la Casa Rosada se busca que la medida tenga impacto en la campaña hacia las elecciones legislativas del 27 de octubre próximo, pero a la vez se quiere evitar que el costo complique en exceso los próximos ejercicios fiscales.
En el Gobierno aseguran que una derrota electoral como la de las primarias del 11 de agosto influiría mucho sobre el margen de acción del Ejecutivo. “No venimos bien. Incluso tres fallos judiciales afectan la posibilidad de gobernar”, dijeron en Balcarce 50.
Esa percepción se confirmó cuando la Cámara de Apelaciones de Nueva York ratificó que la Argentina debe pagar 1330 millones de dólares y giró el caso a la Corte Suprema, que podría desistir de tomarlo y dejar firme ese pago.
Pero, además, la Presidenta entrevió más conspiraciones políticas con otros dos fallos: un juez frenó el desalojo del Aeroparque a dos empresas de taxis aéreos, lo que podría beneficiar a LAN Argentina, que fue intimada por el Orsna (organismo regulador de aeropuertos) a dejar su hangar.
Otro juez frenó el artículo 20 de la ley de mercado de capitales que faculta a la CNV, o sea, al Estado, a intervenir en empresas en forma discrecional si un socio minoritario lo reclama.
(Fuente: Perfil) 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *