domingo , 22 de septiembre, 2019

Oscar Aguad cerca ir a juicio por malversación de fondos públicos

El Tribunal Superior de Corrientes confirmó su procesamiento, en la causa que investiga el destino de un crédito tomado cuando fue interventor federal del municipio correntino.
De esta manera, el diputado nacional por el radicalismo cordobés quedó procesado en la causa en la que se investiga el destino de 60 millones de dólares de un crédito que tomó la comuna capitalina de Corrientes.

El siguiente paso que intentará el dirigente radical será llevar la causa a la Corte Suprema de la Nación.

Aunque el fallo, fechado el 21 de junio, que se conoció el miércoles, declara inadmisible el recurso extraordinario federal, que había sido presentado oportunamente por la defensa del legislador cordobés, que ahora continúa procesado.

La disposición del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) correntino rechaza la cuestión federal que había sido presentada por la defensa del diputado radical contra el fallo del pasado mes de marzo, que anulaba la prescripción y ordenaba su procesamiento.

Con esto, el expediente deberá retornar al Juzgado de Instrucción Nº5, que deberá disponer el juicio oral y público, previo desafuero del diputado nacional.

“Hace unos meses, el TSJ revocó el sobreseimiento por prescripción de la causa dictada por la jueza inferior”, recordó el presidente del máximo tribunal, Carlos Rubín en declaraciones a radio Dos, a la vez que explicó “que existen ciertos elementos que pueden interrumpir esa prescripción como el hecho de que el imputado tenga un cargo público de jerarquía”.

La nueva disposición de la Justicia correntina ratifica el procesamiento de Aguad, rechazando la cuestión federal y el recurso extraordinario ante la Corte, se conoció hoy, en la voz del presidente del máximo Tribunal, que lo confirmó en declaraciones a radio Dos.

Aguad continúa procesado en la causa en la que se investiga el destino de un crédito de 60 millones de dólares que tomó cuando se desempeñaba como interventor federal del municipio capitalino en el período 1999-2001, durante la presidencia de Fernando de la Rúa.

Los 60 millones de dólares fueron canjeados en su totalidad por bonos CeCaCor (certificados de cancelación de deudas) y nunca se rindieron, según consta en la denuncia.

Al asumir el intendente Carlos “Camau” Espínola, la Municipalidad de Corrientes se constituyó como querellante y apeló el sobreseimiento, que fue finalmente revocado por el STJ en un fallo del mes marzo.

La investigación sobre la supuesta administración infiel que imputa a Aguad se inició a partir de una denuncia radicada en el año 2000 por el ingeniero Rodolfo Amílcar Paladini.

“Aguad hizo lo que quiso”

En 580 Universidad, entrevistaron al ingeniero Rodolfo Amílcar Paladini.
“Se trata de un préstamo que el banco Nación le dio a la municipalidad de Corrientes en el año 2000, siendo interventor (Oscar) Aguad puesto por el gobierno nacional (presidido por Fernando De la Rúa)”, señaló Paladini.

“Siendo interventor él (por Aguad), al margen de todas las normas provinciales y municipales, violando la carta orgánica, contrajeron un empréstito de 60 milllones de dólares con el banco Nación. Aguad los va a buscar, se los lleva a la municipalidad y allí, los 60 millones de dólares desaparecen”, explicó.

A lo cual agregó que “en su lugar aparecen bonos CeCaCor (certificados de cancelación de deudas). De los 60 millones de dólares solamente han podido justificar canjeados 20 millones”.

“Aguad tenía como interventor la suma del poder público, entonces, hizo lo que quiso. En la gobernación estaba Mestre (Ramón), quien también fue procesado conjuntamente con Darwich”, indicó Paladini.

“Se demostró que la plata se la llevaron, que en vez de canjear por la totalidad del crédito de los 60 millones de dólares, solamente lo hicieron por 20 millones de CeCaCor y el resto no apareció nunca”, aseguró.

En la causa donde figuran como querellantes el ciudadano Paladini y la intendencia de Corrientes, procesaron a Oscar Aguad, Ramón Mestre, Ramón Darwich.

Fuente Radio Dos

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *