martes , 10 de diciembre, 2019

Ordenan liberar el ingreso a Monsanto y los asambleístas resisten

Lo dispuso el fiscal Víctor Chiapero y fijó un plazo de 24 horas para que se levante el acampe que impide el paso en el ingreso del predio ubicado en Malvinas Argentinas.

El fiscal de instrucción Víctor Chiapero ordenó el martes que se libere en el plazo de 24 horas la circulación en el ingreso al predio de la empresa Monsanto, ubicado en la localidad de Malvinas Argentinas, y sin embargo, los manifestantes aseguraron que no levantarán el acampe.

En su resolución, Chiapero expresó que “los manifestantes que se encuentran allí acampando […] han obstruido, en diferentes situaciones, la libre circulación de vehículos particulares, de carga pesada, maquinarias agrícolas, personal de seguridad de la empresa Prosegur, habiendo construido para tal fin barricadas entorpeciendo de esta manera, el normal desarrollo de las actividades que debe realizar la empresa involucrada”.

A partir de esta resolución, el Partido Obrero de Córdoba emitió un comunicado en que confirma que recibieron “una orden judicial firmada por el fiscal de instrucción Víctor Hugo Chiapero” en la que se los intima a permitir “el ingreso y circulación de ‘personas y cosas’ al predio de la empresa Monsanto”, y advierte que en caso contrario, “se procede al despeje de manos de la fuerza pública en las próximas 24 horas, venciéndose el plazo mañana las 12”.

Asimismo, la agrupación política recuerda que la disposición “contradice el amparo de la Cámara 2° del Trabajo del 8 de enero de 2014 que declara inconstitucional la ordenanza 595 del Honorable Concejo Deliberante de Malvinas Argentinas que da permiso para la instalación de Monsanto en dicha localidad” y también “va en contra del dictamen de la Secretaría de Ambiente que rechazó el estudio de impacto ambiental en febrero de 2014”.

“Según el artículo 20 de la ley provincial de Convivencia Ambiental N° 10208, sancionada el 11 de junio, ninguna empresa a la que se le haya rechazado el estudio de impacto ambiental puede presentarlo nuevamente. Por lo tanto,Monsanto hace un año y medio que debería haberse retirado de Malvinas Argentinas”, destaca el parte.

N esta línea, el PO denuncia “la clara jugada política que implica esta orden lanzada un 30 de diciembre en medio de la fiesta de Fin de Año y a punto de comenzar la feria judicial”.

“Nos sobran argumentos para decir que la instalación de Monsanto es ilegal pero más nos sobra el convencimiento de que esta empresa sólo trae contaminación, cáncer y pobreza. Por eso, hoy, mañana y siempre decimos que ¡NO!”, concluye el texto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *