sábado , 16 de noviembre, 2019

Nubarrones en la AFIP

(De nuestra Redacción) La culminación del 2011 sorprendió con fuertes denuncias de Ricardo Echegaray al gremio que nuclea al personal de la Afip, de ser funcionales a Hugo Moyano, cuando iniciaron medidas de fuerza que debieron ser levantadas a raíz de la conciliación obligatoria que obligó a sentar a las partes en una mesa. La medida de fuerza había sido originada en la resistencia de los empleados del  interior del país quienes fueron sorprendidos por una resolución que les imponía un nuevo horario de trabajo a partir del 3 de Enero del 2012.
En aquella ocasión el titular de la Afip, también cargó contra los trabajadores del organismo achacándoles ser los empleados públicos mejor remunerados.
En rigor de verdad nadie se sorprendió, porque desde siempre los sueldos de la ex DGI, fueron superiores a la media de la administración pública nacional, ya que más del 80% son profesionales y tiene una alta especialización en la tarea de fiscalizar y recaudar.
Resultaba entonces, al menos llamativo, la dureza de Echegaray en aquel momento, a partir de los primeros días del 2012 comienzan a salir a luz los detalles de la sorda disputa que están llevando adelante el mandamás del organismo recaudador y el secretario general del gremio Jorge Burgos, cuyo desencadenante habría sido la comunicación de Echegaray de que debían incorporarse a la Afip alrededor de 200 nuevos agentes recomendados por la organización Kirchnerista La Campora.
La negativa del gremio de guardar silencio a cambio de nada, fue lo que desató la ira de Echegaray, que no está dispuesto a tener un mal rato con la organización política que respalda al Vice Presidente, Amado Boudú,  a quien se reporta.
La divulgación de los sueldos de los agentes y la advertencia que podrían perder algunos beneficios salariales ha disparado ahora una serie de comunicaciones gremiales que dan cuenta por ejemplo : Mediante la resolución 451/11 se establecía que: “la creciente complejidad de las tareas que debe efectuar la organización torna necesario contar con mecanismos funcionales que permitan atender con mayor dinamismo y flexibilidad, los proyectos a cargo de las distintas aéreas del organismo” da lugar a la creación de nuevos cargos en la estructura de la Afip, como por ej. “líder en gestión de proyecto”, líderes funcionales” y líderes de implementación” todos con remuneración equivalentes desde Director hasta Jefe de División.
La temperatura aumenta y mientras unos presionan,  otros amenazan con seguir divulgando datos que sorprenden. No ocultan su malestar los trabajadores del organismo, con la difusión que tuvieron sus salarios y no los del Administrador General y sus Directores Generales, que de conocerse, según afirman, harían poner colorado a más de uno.
En Córdoba, en tanto, la regional del ente recaudador vive su propia tormenta por las primeras medidas tomadas por el flamante jefe de región  Diego Garayzábal, quien pidió la renuncia de la Jefa de Administración, Cra. Silvia López y a la responsable del área de contabilidad, Cra. Adriana Molina, ambas funcionarias que desempeñan sus cargos desde hace 15 años y de más de 10 años, la primera y segunda, respectivamente.
Éstas, han manifestado su reticencia a renunciar a esos cargos estratégicos, que tienen en sus manos, entre otras cosas, el manejo del personal y de todos los gastos y contrataciones del organismo.
Los más veteranos piensan que el agua no llegará al río, ya que el Gobierno Nacional no querrá tener turbulencias en el área que le ha permitido cerrar el 2011 con una recaudación de 540 millones de pesos, cifra un 31.8% superior a la del 2010, mientras tanto los desprevenidos ciudadanos seguiremos asintiendo a la revelación de datos y  pequeños “secretitos” que en otras situaciones nunca hubiésemos accedido

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *