domingo , 20 de octubre, 2019

Municipio debe indemnizar a ciclista por accidente causado por aguas servidas

La justicia ordenó al Ejecutivo municipal resarcir con $58.861 más intereses a un vecino que, en enero de 2002, sufrió una fractura de tibia y peroné al caerse de la bicicleta debido a la presencia de aguas servidas en barrio de Alta Córdoba.

La Municipalidad de la ciudad de Córdoba deberá indemnizar con 58.861 pesos, más intereses, a un vecino que, en enero de 2002, sufrió una fractura de tibia y peroné en su pierna izquierda al caerse de la bicicleta en la que se desplazaba debido a la presencia de aguas servidas en la esquina de las calles Mendoza y Trafalgar, en el barrio de Alta Córdoba.

El tribunal, al admitir sólo parcialmente el recurso de apelación planteado por la Municipalidad, sobre cómo debían calcularse los intereses, confirmó la condena impuesta al municipio por el Juzgado de 8º Nominación en lo Civil y Comercial.

En su voto, el vocal Alberto Zarza consideró que probado que el siniestro “obedeció a la existencia de aguas servidas en la esquina de las calles Mendoza y Trafalgar”, es decir, “al inadecuado mantenimiento de calles” incorporadas “al dominio público” y sujetas al “poder de policía de la Municipalidad de Córdoba”.

El camarista, a cuyo voto se adhirieron sus pares Silvia Palacio de Caeiro y Walter Adrián Simes, argumentó que el Municipio debía responder en los términos del artículo 1.113 del Código Civil, en la medida en que “la presencia de aguas servidas en la calle constituye un riesgo para la circulación vehicular”.

“El fundamento de la atribución de la responsabilidad indemnizatoria halla su base en el deber de responder del Municipio demandado, por endilgársele la existencia de una conducta antijurídica, que se identifica con la omisión de tomar las medidas de seguridad y los recaudos necesarios a los fines de garantir a todo ciudadano el tránsito por la vía pública de manera segura”, afirmó.

En el mismo sentido, el tribunal consideró que no mediaba un “eximente de responsabilidad capaz de fracturar la atribución de responsabilidad que recae sobre el Municipio” por la “omisión en la adopción de medidas de seguridad”, lo que ha puesto “de relieve un inadecuado ejercicio del poder de policía”.

Asimismo, los camaristas confirmaron los montos indemnizatorios establecidos por la instancia anterior, la cual fijo en 51.861 pesos en concepto de lucro cesante y 7.000 pesos, por daño moral. No obstante, determinaron que, en el caso de lo fijado en el rubro lucro cesante, el momento inicial del cómputo de los intereses debe efectuarse “desde que cada suma debió ser abonada”.

(Fuente: Tribunal Superior de Justicia)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *