sábado , 17 de agosto, 2019

Mauricio Macri: “En el 2015 no habrá lugar para exministros K”

Con esa breve introducción, que apuntó a destacar el crecimiento de su fuerza en todo el país, Macri se enfocó decididamente en las elecciones presidenciales de 2015: “Tiene que haber un cambio de verdad, que participe gente nueva. A ustedes les quiero decir que llegó la hora de una sana rebelión, de romper con los paradigmas, de animarse a participar y creer que el cambio es posible”.

“Quiero anunciar hoy que en el 2015 no va a haber ningún integrante del gabinete nacional”, prometió el jefe de Gobierno, que así ratificó su ambición de llegar a la presidencia. De esa manera, el líder del PRO indirectamente descartó una acuerdo con Sergio Massa, quien fue jefe de ministros durante la primera presidencia de Cristina Kirchner.

Para fundamentar esta decisión, el jefe de Gobierno señaló: “No pueden gobernar siempre los mismos, que viven del Estado y mantienen las mismas prácticas. No puede ser que se pasen los cargos entre cónyuges y parientes cercanos; eso no va mas. Alternancia es cambiar con otros partidos y con gente distinta”.

Ante un auditorio eufórico que cantó “Mauricio presidente”, Macri lanzó: “Yo comparto el hartazgo de la gente por la mala política. Nosotros queremos representar a esa mayoría de argentinos que está cansada de que siempre gobiernen los mismos”.

El jefe de Gobierno además se apoyó en los números de la elección para reforzar la idea de un cambio de proyecto político: “Viendo todos los votos que recibimos, me doy cuenta de que esto da frutos, hoy nace una Argentina más democrática, donde va a haber respeto a las diferencias”.

“Basta de liderazgos mesiánicos”, reclamó el líder del PRO, que finalmente adelantó cuáles serán los principales puntos de su propuesta en 2015.

“Son muy claros: poner el Estado al servicio de la gente, que el que gana no se crea que es dueño del Estado”, comenzó. “Tener un compromiso con el futuro, estamos comprometidos a hacer obras para que la gente viva mejor”, agregó. “Tolerar y convivir con el que piensa distinto y que del debate surja una idea superadora”, finalizó.

(Fuente: Perfil)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *