miércoles , 23 de octubre, 2019

Macri instruyó a Lacunza que se ocupara de la crisis “para que no haga sufrir más a los argentinos”

El presidente reconoció que los ciudadanos “ya no tienen más espalda para soportar todo esto”. Insistió en abrir un canal de diálogo con el resto de las fuerzas a fin de “lograr acuerdos, más calma y serenidad vamos a llevar a los argentinos”.

El presidente Mauricio Macri afirmó ayer que pidió al Ministro de Hacienda, Hernán Lacunza, que se ocupara de la crisis “para que no haga sufrir más a los argentinos” a la vez que insistió en abrir un canal de diálogo con el resto de las fuerzas a fin de “lograr acuerdos, más calma y serenidad vamos a llevar a los argentinos”.

Durante la ceremonia de botadura del buque Santiago S. en los talleres navales del astillero Tandanor, en la zona portuaria de La Boca, el mandatario recalcó que las decisiones adoptadas recientemente por el Gobierno surgen de “haber escuchado a los propios y a la oposición, porque es fundamental encontrar acuerdos entre todos”.

Asimismo, recordó que hay “59 días por delante hasta llegar a las elecciones” y lograr que ese recorrido “transcurra de la mejor manera” es su responsabilidad como Presidente.

Sin embargo, advirtió que “nunca depende solo de un Gobierno” y remarcó que “todos los que ocupamos el rol de liderazgo de nuestro país sabemos el peso que tiene cada paso que damos y cómo incide en el presente y en el futuro de los argentinos”.

“De mi parte está todo el compromiso de dialogar con todos los que haga falta para que esto suceda, con todos”, afirmó a la vez que admitió que “sé que no siempre es fácil, que hay desconfianza, que a veces hay enojos y que parece difícil encontrar consensos” pero confió en que “si actuamos con buena fe y buena voluntad”, y poniendo “el corazón en lo único que importa, que son los argentinos, podemos lograr eso y mucho más”.

Cuanto más dialoguemos y más grande sea nuestra voluntad para lograr acuerdos, más calma y serenidad vamos a llevar a los argentinos”, dijo el Presidente a la vez que remarcó que “está en nuestras manos generar ese diálogo y esa cooperación que necesitamos para vivir mejor y tener una mejor democracia“, señaló.

En otro tramo de su discurso, Macri sostuvo que pidió al ministro de Hacienda, Hernán Lacunza, que se ocupara de la crisis que afecta a la economía “para que no haga sufrir más a los argentinos, que sienten que ya no tienen más espalda para soportar todo esto”.

Indicó que “por eso estamos focalizados en reducir el impacto de la inflación y la incertidumbre”.

“Por eso también ayer el ministro planteó medidas que buscan reducir este riesgo. Nos hicimos cargo del tema de la deuda para defender la estabilidad cambiaria en el corto, en el mediano y en el largo plazo“, sostuvo.

El mandatario subrayó que “vamos a trabajar, como siempre lo hemos hecho, sin especular”, lo que significa “no patear los problemas para adelante”.

“Estoy acá para seguir dando pelea por ese futuro que nos merecemos. Por eso les digo, vamos argentinos, estemos seguros y con mucha fuerza. Démosle para adelante. No podemos aflojar!”, aseveró el Presidente.

Durante la ceremonia, en la que estuvo acompañado por el ministro de Defensa, Oscar Aguad, el secretario general de la Presidencia, Fernando de Andreis, y el titular de la empresa Tandanor, Jorge Arosa, entre otras autoridades, se procedió a realizar la botadura del buque Santiago S, una antigua nave petrolera que en los talleres del astillero fue convertida en un arenero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *