miércoles , 18 de septiembre, 2019

Las Cámara del Automotor rechazó al grabado de autopartes

Consideró que es una “traba burocrática” que “incrementa la presión impositiva en un contexto complejo para el comercio automotor”. Comenzó a regir hoy.

La Cámara del Comercio Automotor de Córdoba (CCAC) y la Cámara de Comercio de Córdoba (CCC) manifestaron ayer su rechazo a la implementación del sistema de Grabado Indeleble de Dominio Múltiple de Automotores, Ciclomotores y Motocicleta, por parte de la provincia de Córdoba, el cual comenzó a regir hoy.

A través de un comunicado de prensa, la CCAC consideró que la medida es una “traba burocrática” ya que “implica realizar un trámite más a los existentes y en otro lugar, potenciando los riesgos de traslados, costos y los tiempos necesarios para los clientes y para los comercios que deberán asignar una persona específica para cumplimentar este trámite”.

Asimismo, advirtió que el grabado implica un gasto para las agencias que venden vehículos usados, ya que tienen que grabar las unidades que tienen en stock y asumir el costo del grabado “incrementando de esa manera la presión impositiva en un contexto complejo para el comercio automotor“.

“La CCAC está a favor de las medidas que otorguen mayor seguridad a la comercialización de vehículos y autopartes, pero considera que este tipo de iniciativas no deben ser costosas ni engorrosas, y deben implementarse de forma simple dentro de los procesos actuales”, afirma el texto.

Asimismo, aseguró que la CCAC intentó “en reiteradas oportunidades” reunirse con autoridades provinciales “pero lamentablemente no se pudo avanzar, ni tampoco fue consultada para que las autoridades se interioricen de la implicancia de esta medida para el comercio automotor”.

El nuevo sistema es brindado desde hoy por la empresa Grababus SRL en las ciudades de Córdoba, Río Cuarto y Carlos Paz, y se hará extensivo en los próximos 60 días al resto del territorio provincial, donde se distribuirán otras 45 plantes de verificación.

El trámite es obligatorio cuando se realiza una compra de un vehículo ya sea de usados ó 0 km. En el caso de los usados, el grabado se realizará en el momento de la verificación; en tanto que los 0 km harán lo propio a la salida de la concesionaria.

El arancel es de $490 para autos, camiones, camionetas, transporte de pasajeros y cargas; en tanto que para motovehículos es de $250, y está incluido el formulario por triplicado con medidas de seguridad, 6 stickers internas y un calco exterior indestructible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *