miércoles , 12 de diciembre, 2018

La Legislatura aprobó el Presupuesto provincial 2019

El proyecto oficial fue aprobado en segunda lectura por 38 votos a favor y 23 en contra.

La Legislatura de Córdoba aprobó ayer, en segunda lectura, por 38 votos a favor y 23 en contra el proyecto de Presupuesto provincial 2019.

La iniciativa oficial ya había sido avalada en primera lectura por 38 votos afirmativos, 24 votos en negativo y 3 abstenciones, con fuertes cuestionamientos por parte de la oposición y luego fue tratada en Audiencia pública.

En aquella oportunidad, desde el Interbloque Cambiemos se cuestionó con carteles que decían “No te comas el Sugus” la presentación del proyecto por parte del ministro de Finanzas, Oscar Giordano, quien presentó el presupuesto utilizando caramelos Sugus de distintos colores para graficar los números provinciales para el próximo año.

En tanto, por el oficialismo, el legislador Isaac López remarcó que “hay que tener en cuenta el contexto en el que estamos” y explicó que hay que prever “una caída del PBI, ya que la terrible crisis que atravesamos anuncia un 2019 de recesión, con inflación promedio del 34,8%, y un dólar que se estima rondará los $ 40,40”.

Asimismo, destacó el proyecto prevé una importante inversión social, una baja en la presión tributaria, la consolidación del plan de obra pública impulsado por la Provincia y profundización de la innovación en la gestión que apunta a la “despapelización de la Provincia”.

Al hacer uso de la palabra, Eduardo Salas, del Frente Izquierda, opinó que “es poco original este Presupuesto porque es una copia del proyecto nacional“, y recordó que “el Gobierno provincial apoyó todas las medidas de Macri, quiere decir que esto es parte de la propuesta nacional”.

Por su parte, la legisladora Liliana Montero acusó que “continúa la estrategia de recaudación a través de ingresos no impositivos, en especial los fondos no tributarios” y cuestionó que “la evolución de la deuda pública en menos de tres años aumentó y en eso tiene una incidencia feroz la dolarización: Vamos a pagar este año 2900 millones de pesos más por la disparada del dólar”.

A su turno, el oficialista Daniel Passerini respondió a las críticas: “El anillo de Circunvalación era una gran deuda también y lo estamos cumpliendo, como las autopistas con luminaria, la creación de escuelas, hospitales y programas como el Primer Paso que era una deudas con los jóvenes”. “Es importante hablar de la deuda en este sentido y en estas situaciones y no solo criticando”, agregó.

Finalmente, Carlos Gutierrez cuestionó el “cinismo y caradurismo” del interbloque Cambiemos para no votar el Presupuesto. “Cambiemos pretende tener hegemonía absoluta en lugares donde no tiene mayoría”, afirmó. “Nos dicen que van a rever postura si se los escucha. Es un chantaje de cuarta, habiendo apoyado el ajuste nacional. No vamos a aceptar chantaje”, agregó.

“Hay un surrealismo inquisidor. Mienten y no se les mueve un músculo. Plantean endeudamiento, votando lo que votaron”, dijo.

Presupuesto 2019

Gasto Social

La iniciativa prevé un incremento de la inversión social llega a 92 por ciento al sumar 9.314 millones de pesos. De esta forma,  pasará de 10.084 a casi 19.398 millones de pesos.

En ese total se destacan 4.227 millones para financiar políticas alimentarias y 4.709 millones para vivienda, además de 2.855 millones para empleo y capacitación y 1.028 millones para asistencia a familias.

El Presupuesto contempla también 3.200 millones de pesos que se emplearán en subsidios al transporte para compensar la eliminación de subsidios nacionales y 1.354 millones para sostener Tarifa Social de electricidad. En este caso, también se trata de un aporte provincial para compensar la eliminación de subsidios nacionales.

Impuestos

Se resignará 6.141 millones de pesos en recursos por Ingresos Brutos, cifra que representa una caída del 3,7 por ciento en los ingresos provinciales. Paralelamente se velará por los sectores más necesitados ya que se mantendrán las exenciones del 100 por ciento del Impuesto Inmobiliario para casi 61 mil adultos mayores y poco más de 19 mil personas en situación de indigencia, en tanto que estarán exentos al 50 por ciento poco más de 13 mil personas que se encuentran bajo la línea de pobreza. En total, unas 95 mil personas tendrán exenciones, lo que representa un 10% del padrón.

En cuanto al impuesto inmobiliario, urbano y rural, se buscó una forma de actualización que vaya en línea tanto con la evolución de la inflación como con la de los salarios. Además, los incrementos para 2019 estarán condicionados por la valuación fiscal de la propiedad. En el caso del inmobiliario urbano se establecieron 5 categorías que van desde las propiedades de menos de 584.500 pesos, que tendrán un aumento del 32 por ciento hasta las que superan los 2.167.500, que se incrementarán 40 por ciento. En el caso de las otras tres categorías intermedias, los ajustes oscilarán entre el 29 por ciento y el 33 por ciento.

Para el inmobiliario rural, la división se hizo en tres categorías en función del tamaño y la valuación: los del Grupo 1, de menores dimensiones y valor y representan el 67 por ciento de las cuentas, es decir más de dos tercios del total, tendrán un incremento de 38 por ciento. Para el resto el incremento oscilará entre el 51 por ciento y el 56 por ciento.

Respecto del Impuesto automotor, estarán exentos 926 mil automotores y 650 mil motos, que suman 1,6 millones de vehículos y representan 70 por ciento del padrón.

Se mantendrá el descuento del 30 por ciento para el contribuyente que se encuentre al día en todos sus impuestos a lo que se añadirá un descuento del 15 por ciento y del 10 por ciento para el urbano y el rural respectivamente, en caso de abonar mediante la cuota única. Quienes abonen por medios electrónicos recibirán un descuento adicional del 5 por ciento, en tanto que aquellos que opten por pagar en 12 cuotas mediante débito automático, tendrán bonificada una mensualidad.

Obra pública

El Presupuesto contempla invertir en obra pública 43.283 millones de pesos. Si bien para 2019 se estima un gasto menor en términos reales al de 2018, esto se debe a que las principales y más costosas obras ya se completaron en su mayor parte. Ya se ejecutó el 68 por ciento del plan de obras, con lo cual la inversión prevista para el año próximo es la que se necesita para completar el plan inicial. De ese total, 36 por ciento se destinará a obras viales; 28 por ciento a obras hídricas y saneamiento; 17 por ciento a hospitales y escuelas; 3 por ciento a gasoductos, mientras que el resto de distribuirá entre diferentes rubros.

En cuanto a la financiación de estas obras, gracias a la solvencia fiscal gran parte del plan de inversión se cubrirá con recursos propios. Sin embargo, los incumplimientos de Nación con los compromisos asumidos para acompañar el plan de obras provincial acrecientan las necesidades de financiamiento. En tal sentido, cabe destacar que la deuda de Nación a la fecha es de cerca de 6.000 millones de pesos. Esa cifra representa 25 por ciento de la deuda que debe tomar la Provincia para financiar la inversión en 2019.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *