lunes , 26 de agosto, 2019

La CTA marchó por el “caos económico” que viven las familias trabajadores

Se realizaron medidas de fuerza en la ciudad de Córdoba y diversas ciudades del interior provincial. 

“Mientras los medios de comunicación usaban la vieja fórmula del ‘caos vehicular’, compañeros de las organizaciones que integran la CTA salimos a manifestar la bronca por el caos económico que viven las familias trabajadores porque la plata no alcanza”, asegura la Central de Trabajadores Argentinos (CTA) en un comunicado.

Los trabajadores nucleados en ATE Reclamaron por la reapertura de paritarias, la derogación del impuesto a las ganancias, aumento para los jubilados –con la exigencia de llevar los haberes al 82% móvil- y por el fin de los despidos y suspensiones.

En Córdoba Capital se realizaron cinco cortes en distintos puntos de la ciudad.

El secretario General de la CTA Capital, Francisco Paván, analizó como satisfactoria la jornada de protesta ya que a la presencia callejera se sumaron distintos sectores con paros y asambleas.

La realidad es que en el último año se perdieron 482 mil puestos de trabajo en Argentina, de los cuales 404 mil se perdieron este año. Al enfriarse la economía los empresarios empiezan a despedir después de haber ganado fortunas a tasas chinas. Como siempre se corta el hilo por lo más delgado. Estamos planteando que las aplicaciones salariales de este año logradas por convenio también se perdieron por la inflación y por eso reclamamos una reapertura de paritarias urgente porque la plata no alcanza”, señaló el dirigente que es vocal del Consejo Directivo Provincial de ATE y representante de los no docentes de la Universidad Nacional de Córdoba.

Mientras sectores clave como Anses y la Administración Nacional de Aviación Civil (Anac) iniciaron las medidas de fuerza a primera hora, los trabajadores de los hospitales provinciales hicieron abandono de tareas alrededor de las 11 de la mañana para cortar la avenida que atraviesa el Polo Sanitario.

“Estamos contentos con la medida, que llevamos a cabo conjuntamente ATE con la Fesprosa. Lo que está ocurriendo en los hospitales es desastroso y es necesario dar una respuesta política. Tenemos problemas comunes entre los provinciales y los nacionales. Paramos por el 82% móvil, contra el impuesto a las ganancias y por la reapertura inmediata de las paritarias. Nosotros no discutimos salarios hasta marzo. ATE no firmó este acuerdo miserable que consiste en un cobro del 8.5 % hasta marzo y si alguno con ese porcentaje alcanza los 15 mil pesos, retrocede con el impuesto a las ganancias. Además la falta de aparatología, el avance de la precarización laboral, de la tercerización. En Córdoba específicamente estamos como en los 90´ ”, afirmó Fernando Castro, secretario Progremial de ATE Córdoba.

También los peones de taxi participaron de la medida de fuerza. A las 10 de la mañana hicieron una gran asamblea en el ingreso de la terminal de ómnibus que cortó los accesos por el impulso del gremio que los representa, Sipetaco.

Gabriel Juncos, vocal de la organización, dijo que los bajos salarios son la principal reivindicación de esa organización que integra la CTA.

La escalada de suspensiones y despidos exigen una reacción y un mensaje político del movimiento obrero, donde el Estado subvenciona a las grandes industrias que han ganado fortunas pero el ajuste pasa por el trabajador cuando baja la actividad económica. Y eso no es justo”, analizó en medio de uno de los piquetes, Luis Barcena, secretario Adjunto de la CTA Provincia de Córdoba.

Y agregó: “Acá la Provincia se gasta millones en publicidad pero no se realiza la reapertura paritaria para contener la pérdida de poder adquisitivo. Los provinciales también perdimos capacidad de compra, los pocos que pagan ganancias ven como se pierden por ese impuesto injusto las recomposiciones salariales. No hay políticas para combatir la pobreza que aumentó mucho durante este año. Córdoba es una provincia rica y cada vez se nota más la pobreza y la desocupación pro falta de políticas de Estado”.

La Corriente Sindical del MST realizó, por su parte, el corte de uno de los puentes de acceso al centro, frente a una de las sedes de la Anses, marcando la estrategia territorial de rodear la ciudad desde varios costados. Otro tanto realizó el Partido Obrero, en el puente General Paz.

El salario mínimo vital y móvil que se establece en Argentina es una vergüenza. Este viernes se junta el gobierno con los empresarios y sus gremios amigos porque con 3600 pesos al mes no se llega a fin de mes, pero no alcanza con cambios cosméticos si no cumple su rol, establecido por el artículo 14 bis. Para poder garantizarlo debería ser de 10 mil pesos, cubriendo la canasta familiar. Estamos en la calle porque nuestra agenda no es la de la discusión con los buitres sino de la deuda interna que existe con el pueblo”, concluyó Paván.

En el interior

En Río Tercero, los agremiados de la seccional encabezados por su secretario General, Cristian Colman, realizaron una asamblea en la Fábrica Militar entre las 10 a 13.30. Hoy a las 10, se realizará otra asamblea en el Hospital Regional y en el complejo hotelero de Embalse.

En Villa María, llevaron a cabo una asamblea en el Hospital Regional Pasteur donde se debatió la problemática del sector y para este jueves, el secretario General de la seccional, Walter Secondino, anunció que está previsto un paro de dos horas en la Fábrica de Pólvora donde se hará una asamblea interna, igual que en la sede local de la Anses.

Por último, en Río Cuarto realizaron dos cortes.

“Comenzó con la devaluación salvaje a comienzos de año, una inflación que superó los acuerdos paritarios y un fuerte tarifazo e impuestazos a nivel nacional, provincial y municipal. Y, mientras casi todos siguen preocupados por los fondos buitre, hay pocos que miran las serias dificultades internas que tenemos y padecemos los trabajadores”, comentó el secretario General de la CTA de dicha delegación, Federico Giuliani.

Anac sigue el paro 

Los trabajadores de la Anac realizaron, a partir de las 9, abandono de tareas quedando las guardias mínimas. Según explicaron los gremialistas, el sector funcionó como día feriado. A los efectos de los vuelos que se realizaron, se resintió la actividad y hubo demoras en cada operación área realizada.

Pero el sector mantiene su propio plan de lucha y por eso, al paro nacional de hoy que paralizará de forma total la aviación civil y comercial -con una regulación de tránsito en la aviación internacional de un vuelo cada 50 minutos- se dará continuidad de la medida de fuerza el viernes 29 de agosto, a partir de las 6 de la mañana, que concluirá el sábado a las 18 horas. Están garantizados los servicios mínimos esenciales, vuelos sanitarios, oficiales, lucha contra incendios y aquellos que provengan de vuelos intercontinentales.

Este paro tiene por objetivo la modificación del proyecto de ley enviado al congreso por el Ejecutivo nacional, que crea un empresa propiedad del Estado (EANA sa.), que en su artículo 13 establece el cambio de situación de los trabajadores, pasando de la ley de empleado público a la ley de contrato de trabajo, ocasionando la pérdida de la estabilidad laboral y un grave retroceso sobre los derechos adquiridos de los trabajadores del sector.

Paralelamente, un grupo de delegados tienen reuniones en el congreso con senadores y diputados de las distintas comisiones y bloques políticos donde se trata el proyecto para realizar las modificaciones planteadas por ATE.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *