miércoles , 13 de noviembre, 2019

Intiman a la Apross para que informe la situación administrativa del reclamo de “Pecas” Soriano

Además ordenó revisiones médica y psiquiátrica periódicas para el médico que lleva 17 días de huelga de hambre frente al edificio de la obra social de Provincia.

El fiscal Rubén Caro intimó ayer a la Administración Provincial de Seguridad Social (Apross) para que informe cual es la situación administrativa del reclamo del médico Carlos “Pecas” Soriano”, quien exige el reintegro del dinero que gastó en una prótesis ocular.

Además, el funcionario judicial ordenó revisiones médica y psiquiátrica periódicas para el médico que cumple 17 días en huelga de hambre y viviendo en una casilla rodante frente a la sede de la obra social de los empleados públicos de la Provincia.

El declaraciones a Radio Universidad, Caro precisó que “los informes que tengo eran que estaba bien, hemos ordenado que médicos forenses día de por medio hagan una evaluación y también para que el médico psiquiatra una vez por semana lo revise y haga una evaluación”.

Soriano, médico especialista en emergentología del Hospital de Urgencias y ex docente de la cátedra de Bioética de la Universidad Nacional de Córdoba (UNC), explicó que en octubre de 2016 padeció una grave infección ocular que lo mantuvo postrado por más de cinco meses tras lo que le debieron eviscerar el ojo derecho y colocar una prótesis.

Para evitar demoras ya que se trataba de una urgencia, el médico pagó la totalidad de la prótesis y ahora reclama el reintegro del 50 por ciento del valor.

Además, pidió “el tratamiento urgente en la legislatura, para que los afiliados del Apross dejemos de estar cautivos de una Obra Social, que no funciona” y que “se revea, quiénes y porqué están sentados en el directorio, que es una máquina de impedir una vida saludable”.

Sin embargo, la obra social le denegó el pedido al afirmar que “no tiene validez” porque “hace referencia a una operación quirúrgica realizada por otro profesional” que “no es prestador” de la Apross.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *