jueves , 19 de septiembre, 2019

Hablemos de la distribución del ingreso. Por Catalina Manasero

Según los datos proporcionados por el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec) con los resultados de la encuesta de hogares del tercer trimestre del año puede advertirse que la mitad del total de los ocupados ganan menos de $2500 por mes y dentro de ese 50% un 30% percibe no más de $1600 mensuales. Teniendo en cuenta los datos de familias, puede deducirse que el 50% de la población vive con $1333 mensuales, estos valores fueron calculados teniendo en cuenta el ingreso familiar total divido la cantidad de integrantes de la familia.
El bajo ingreso de las familias –en base al costo de la canasta familiar- se explica porque la mitad de las 15.500.000 personas que tienen trabajo como empleados o por cuenta propia, gana menos de 2.500 pesos mensuales. Y apenas el 30 por ciento recibe ingresos superiores a los $ 3.500 mensuales.
A tres de cada diez personas les corresponde un ingreso de hasta $ 870, en tanto que dos de esos tres viven sólo con un monto inferior a $ 640. En promedio, el ingreso mensual de los ocupados es de $ 3.010 mensuales, con un incremento del 34% respecto de un año atrás.
Para calcular los índices de la realidad social, el INDEC cruza los datos de ingresos con los de la inflación proporcionada por el organismo lo cual lleva a un resultado de que la pobreza sólo afectaría al 8,3%, sin embargo a pesar de estos datos las consultoras privadas han dado valores mayores de la proporción de pobreza. Quizá esta diferencia ( la cual ha sido marcada porque se ha hablado de valores de más del 20%) este dada en los diferentes valores de inflación que se utilizan para el cálculo en las entidades públicas y privadas, siendo la tendencia a ser más confiables los números otorgados por entidades privadas.
Hablando de la concentración del ingreso el INDEC muestra que el 10% más rico de la población concentra el 31,9% , en tanto que el 40% ubicado en la parte más baja de la pirámide se queda con el 14,1 %. Esta distribución del ingreso registró una ligera mejora al término del tercer trimestre de este año respecto del mismo período de 2010 ya que el «coeficiente de Gini» quedó en 0,394 puntos, por debajo del 0,400 registrado entre julio y septiembre del año pasado. Este coeficiente varía entre los valores 0 y 1, siendo que entre más cerca del 0 se encuentra mejor distribución del ingreso se presenta.

Otros datos:

Como es de esperarse aquellos que más horas trabajan más ingresos perciben, en los últimos tiempos los trabajos de 9 horas o más son más comunes de encontrar que años atrás.
Se señala además que haciendo diferencia entre géneros, la mitad de los hombres gana aproximadamente $3000 pero en este año se ha notado una mejoría de este promedio mientras que la mitad de las mujeres percibe aproximadamente $2000 y no ha mostrado mejoría en lo que va del año.