viernes , 22 de noviembre, 2019
Carolina-Stanley

El Gobierno anticipó que la pobreza “empeorará”

“Vamos a esperar los números que dé el INDEC, y en ese momento, como hacemos siempre, explicaremos qué es lo que pasó y cómo vamos a seguir trabajando”, dijo la ministra de Desarrollo Social en referencia a las cifras de la inflación.

La ministra de Salud y Desarrollo Social, Carolina Stanley, anticipó que el próximo índice de pobreza que el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INDEC) difundirá en marzo próximo será “peor” que las últimas mediciones.

En conferencia de prensa, la funcionaria explicó: “Ya lo dijo el presidente, con el impacto de la inflación y algunas medidas económicas claramente (el próximo) puede ser un índice que dé un poco peor que el ultimo que se anunció”.

“Vamos a esperar los números que dé el INDEC, y en ese momento, como hacemos siempre, explicaremos qué es lo que pasó y cómo vamos a seguir trabajando; el año pasado, a raíz de una inflación un poco más alta de la esperada, priorizamos estar al lado de las familias”, sostuvo.

“Ayer hablé con (Jorge) Todesca, con quien venimos trabajando desde el principio, y le dije que este Gobierno, y lo dijo el Presidente en la primera conferencia de prensa, busca transparentar los datos, hablar con la verdad, que es la única manera de poder transformar la realidad, y desde ese lugar respetamos el trabajo que viene haciendo el INDEC, un trabajo independiente que finalmente pudo volver a medir la pobreza”, señaló Stanley.

“Siempre se trabajó con esta mirada de concepto multidimensional de la pobreza; la posibilidad concreta en conjunto de ver si se puede crear un índice que mida la pobreza de esta manera, pero, hoy por hoy, lo que hace el INDEC en medición de la pobreza es el índice que respetamos, que valoramos, y a través del cual seguimos midiendo la pobreza en la Argentina”, afirmó.

Cabe recordar que al término del primer semestre del año, la pobreza alcanzó al 27,3 por ciento, por debajo del 28,6 por ciento de igual período del año pasado pero con un crecimiento respecto del 25,7 por ciento del segundo semestre de 2017.

En tanto, la tasa de indigencia registró una leve suba al 4,9 por ciento frente a fines de 2017, lo que significó un alza del 0,1 por ciento.

De esta forma, unas 11,8 millones de personas vivían en la pobreza en ese período.

En cuanto a la distribución de pobreza, los mayores porcentajes se registraron en Corrientes (36,8%), Concordia (34,7%), el Gran Buenos Aires (31,9%), Jujuy y Santa Fe (30%).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *