martes , 16 de julio, 2019

Cristina explicó que las intendencias centralizarán los controles

Al presentar el plan “Mirar para cuidar”, cuestionó que “cuando hicimos políticas contra la inflación parece que nos convertimos en un soviet”. Pidió a empresarios que se involucren en el programa.

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner pidió hoy que los empresarios se involucren en el plan “Mirar para cuidar”, al lanzar oficialmente esta iniciativa desde el ministerio de Economía, a la vez que anunció que las intendencias centralizarán los controles.

Desde la Secretaría de Comercio, la mandataria dio precisiones sobre el programa anunciado la semana pasada para que organizaciones sociales y políticas controlen que se cumplan los precios de los 500 productos acordados con los supermercados.

Esto no es una organización del Gobierno, el Gobierno quiere que la sociedad se organice”, indicó a la vez que explicó que los municipios serán los que centralicen la actividad. “Los militantes que controlen los precios irán acompañados por un inspector, quien está institucionalmente habilitado para hacer la tarea”, afirmó.

La jefa de Estado dijo que ya se está capacitando gente, pero apuntó que no hace falta demasiada preparación si se tiene en cuenta de que irán con un listado y sólo deberán comprobar que los precios son los mismos. En ese sentido, dijo que lo que se necesita para el plan es “primero solidaridad, segundo voluntad y tercero alguien que organice y controle“.

Comentó que el programa comenzará a aplicarse en 50 municipios, que en total reúnen 19 millones de personas. Se mostró confiada en que más sectores se sumen al control, y entre ellos exhortó particularmente a la Iglesia Católica.

Durante el acto, la Presidenta destacó la presencia del intendente radical de la ciudad de Mendoza, Víctor Fayad, porque el control de los precios es “para todos” no de un solo partido.

Cristina Kirchner criticó además a quienes buscaron “asustar tontamente a la gente”. “Se la pasaron agitando el problema de los precios y la inflación y cuando quisimos cuando quisimos hacer políticas contra eso para ser que nos convertimos en el soviet”, señaló. Y agregó: “Están tan enfermos de odio que se envuelven en sus propias palabras y sus propios juegos”.

En otro tramo de su discurso, trazó una división entre quienes están a favor de su gestión y quienes no y aseguró que nosotros “vamos por más y ellos vienen por todo”.

En una diferenciación entre oficialistas y opositores, Cristina remarcó que “se puede escuchar gente que critica a quienes se embarazan para cobrar la asignación universal por hijo o que el problema de la inflación son los salarios. ¿Por quiénes van ellos? Ellos van por todas estas conquistas sociales de todos estos años“, dijo.

En esa misma línea señaló a “algunos que dijeron” que volverían a las AFJP, que volverían a privatizar Aerolíneas Argentinas, que devolvería YPF. “No lo digo yo, lo dicen los otros. Vamos por más y ellos vienen por todo“, sentenció.

“Tenemos que ser muy conscientes del momento que vive el mundo, de las cosas que hemos logrado, para que no dependan de la voluntad de un gobierno sino que sean derechos conquistados por el pueblo”, indicó Cristina, acompañada por el ministro de Economía, Hernán Lorenzino; el secretario de Política Económica, Axel Kiciloff, y el secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *