lunes , 16 de septiembre, 2019
Cristina-Dilma

Cristina denunció una utilización del aparato judicial y mediático para destruir líderes opositores

La senadora se reunió con Dilma Rousseff, con quien coincidió sobre la existencia de una “estrategia de persecución” cuyo fin es “ocultar el desastre económico que están llevando a cabo los gobiernos neoliberales en la región”.

La senadora Cristina Fernández de Kirchner se reunió con el sábado con la ex presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, con quien coincidió en alertar sobre la existencia de un “proceso” llamado Lawfare que “consiste en la utilización del aparato judicial como arma para destruir a la política y a los líderes opositores”.

A través de un posteo en sus cuentas de Facebook y Twitter, la ex mandataria afirmó:

Entrañable encuentro en mi casa con la compañera Dilma Rousseff.

Entre otros temas, conversamos sobre una realidad que se está imponiendo en nuestros países. Un proceso que se denomina mundialmente Lawfare y consiste en la utilización del aparato judicial como arma para destruir a la política y a los líderes opositores.

Una matriz que tiene otra pata fundamental en los medios de comunicación, una instancia central en esta estrategia de persecución.

El objetivo es el mismo en Brasil y acá: ocultar el desastre económico que están llevando a cabo los gobiernos neoliberales en la región”.

Cabe recordar que la semana pasada, el juez federal Claudio Bonadio ordenó el procesamiento y pidió su desafuero para poder disponer su detención en una causa en la que está acusada por la presunta traición a la patria, encubrimiento agravado y estorbo.

El magistrado imputó a la legisladora por “haber participado de una maniobra delictiva que lograría la impunidad de los ciudadanos de nacionalidad iraní que fueron imputados como responsables del atentado perpetrado el día 18 de julio de 1994” contra la sede de la Asociación Mutual Israelita Argentina (Amia).

La medida alcanzó también al entonces ministro de Relaciones Exteriores y Culto, Héctor Timerman, y la “colaboración activa de los funcionarios públicos” Oscar Parrilli (secretario General de la Presidencia); Carlos Zannini (secretario Legal y Técnico de la Presidencia de la Nación); Angelina Abbona (procuradora del Tesoro de la Nación) y Juan Martín Mena (jefe de Gabinete y subsecretario de Política Criminal del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos).

También mencionó al diputado nacional Andrés Larroque; Eduardo Zuain (viceministro de Relaciones Exteriores y Culto); Alberto D´Alotto (viceministro de Relaciones Exteriores y Culto y representante permanente ante los Organismos Internacionales en Ginebra, Suiza); Luciano Tanto Clement (consejero del canciller y ministro de Segunda de la Cancillería); Susana Ruiz Cerutti (directora General de la Dirección de Consejería Legal de Cancillería) y José Mercado (asistente personal del canciller).

En ese contexto, quedaron detenidos Zannini, D`Elia y Esteche.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *