viernes , 19 de julio, 2019

Cristina aseguró que hay grupos poderosos que utilizan “balas de tinta” para derrocar al Gobierno

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner recordó ayer que antes de la llegada de Néstor Kirchner al Gobierno “hubo muchas décadas pérdidas”, por lo que pidió “valorar la industria nacional y generar trabajo a los argentinos”, porque el pasado que quebró empresas “siempre esta a la vuelta de la esquina”.

Cristina, al inaugurar la “Expo Industria Berazategui 2013”, tomó palabras previas del intendente Juan Patricio Mussi, sobre que el rumbo de un país -como el de un equipo de fútbol- “depende de la direccion técnica”, y sostuvo que ella quiere conducirlo para beneficio de todos los argentinos.

“Claro que depende del director técnico -enfatizó-; porque vos lo podés tener a Maradona y Messi, pero si el DT no sabe dónde ir”, dijo y agregó: “hay que hacer campeones a los 40 millones de argentinos, y yo quiero que Argentina sea campeona”.

Y ejemplificó: “Quiero que sea campeona en desarrollo, en industria, en educación, en ciencia y técnica, en producción, en capacitación para los chicos, en inversiones, en infraestructura, en escuelas, en universidades, en presente y en futuro para no volver nunca más atrás”.

Acompañaban a la Presidenta la ministra de Industria, Débora Giorgi; el gobernador bonaerense Daniel Scioli y los intendentes de Berazategui, Juan Patricio Mussi, y de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde.

En otro tramo de su discurso, la jefa de Estado analizó que “no hay mejor manera de combatir la inseguridad” que hacerlo “con trabajo, con educación, con vivienda”.

Cristina advirtió asimismo que “muchos creen que el pasado económico que quebró industrias y dejó a millones de personas sin trabajo y educación pasó, y no es así, siempre está a la vuelta de la esquina”, a la vez que advirtió sobre la presencia de “grupos minúsculos pero poderosos” que hoy utilizan “balas de tinta” para criticar al Gobierno.

Aseguró la Presidenta que “pese a todo vamos a seguir trabajando con el mismo esfuerzo, con la misma convicción, porque este es el camino”.

También se refirió a “la necesidad del sector privado de invertir cada vez más en ciencia y tecnología”, y en ese marco destacó que “hoy es el Estado el que aporta más”, a la vez que anunció que se repatriará “a la científica número 1.000”.

Al destacar el proceso de reindustrialización del país y, en el marco de su discurso, se escuchó la sirena de una fábrica, lo que hizo exclamar a Cristina: “Suena una sirena y no me pongo nerviosa como cuando tenía 26 años. Ahora es la de una fábrica. Cambio de turno. La Argentina del presente y del futuro”, reflexionó.

Cristina además cuestionó a quienes apuestan a “endeudar a Argentina”, porque “es un buen negocio”, y criticó además el exorbitante esquema de comisiones que se cobra por el refinanciamiento de la deuda.

“Es un buen negocio endeudar a Argentina”, ironizó la Presidenta y recordó que en una de las operaciones que involucró al país durante uno de los gobiernos de las “décadas perdidas” se cobraron “150 millones de dólares” en concepto de comisión por la renegociación de la deuda externa.

Recordó que “la quita de la deuda impulsada por Néstor Kirchner significa el equivalente a las Asignaciones Universales por Hijo, a las nuevas escuelas, a los planes de viviendas” y resaltó que “fundamentalmente significa destinar al crecimiento de la industria y la educación que nos permite inaugurar esta muestra en Berazategui”.

Por eso, Cristina subrayó que “ahora hay un proyecto que privilegia los intereses nacionales” y reflexionó que “no es fácil gobernar porque hay muchos obstáculos”. 

“Lidiamos con la realidad, no vivimos en un mundo de fantasías, pero lo más importante es poder afrontarlas y solucionarlas”, finalizó la jefa de Estado.

(Agencia: Télam)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *