viernes , 14 de diciembre, 2018

Condenaron al represor Jorge González Navarro a cadena perpetua

Se trata del primer juicio por delitos de lesa humanidad cometidos antes del inicio de la dictadura cívico-militar, en marzo de 1976. En total hubo 13 condenas y seis absoluciones.

El Tribunal Oral Federal en lo Criminal número 1 (TOF1) condenó ayer a cadena perpetua al represor Jorge González Navarro en la causa por delitos de lesa humanidad conocida como Menéndez IV.

El cuerpo integrado Julián Falcucci, Jaime Díaz Gavier, Juan Carlos Reynaga y José Quiroga Uriburu juzgó los hechos sucedidos entre 1975 y 1978 en el Departamento de Informaciones de la Policía de Córdoba (D2) y el centro clandestino de detención Campo de la Ribera.

De los 19 imputados, 13 fueron condenados mientras que seis resultaron absueltos. Los delitos investigados fueron “privación ilegítima de la libertad agravada, imposición de tormentos agravados, homicidio calificado en grado de tentativa, homicidio calificado, abuso deshonesto y violación agravada”.

Cabe destacar que se trata del décimo juicio por crímenes de lesa humanidad en la provincia, surgido por las causas “González Navarro y otros” y “Vergez Héctor Pedro y otros” por delitos cometidos contra 61 víctimas del terrorismo de Estado en Córdoba.

Además, es el primer juicio en el que se juzgaron crímenes cometidos durante el proceso previo al inicio de la dictadura cívico-militar, en marzo de 1976.

Por estos hechos, sólo González Navarro recibió la pena máxima, mientras que Héctor Hugo Chilo fue condenado a 17 años de prisión; Ernesto Guillermo Barreiro y Héctor Pedro Vergez a 12 años; Alberto Luis Choux, a 11; Mirta Graciela Antón, Enrique Alfredo Maffei y Luis Flores Calixto a 10 años; Carlos Alberto Días, a 9 años; Luis Gustavo Dietrichs y Rubén Osvaldo Brocos, a 8 años; José Luis Yañez a 6 años y Jorge Exequiel Acosta recibió la pena de 3 años de prisión.

En tanto, Eduardo Grandi, Ricardo Alberto Lardone, Juan Eduardo Ramón Molina, Valentín Padován Oreste y José Andrés Tofalo fueron absueltos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *