jueves , 19 de septiembre, 2019

¿Cerró el 2011? ¿Felíz 2012? Por Catalina Manasero

Estamos a fin de año, estamos terminando con los proyectos del 2011 y pensando que vendrá para el 2012,  seguramente lo primero que viene a la cabeza es pensar que será de nuestras  vacaciones, ya que nos encontramos en la disyuntiva de darnos el gusto de gastar lo que estuvimos juntando todo un año de trabajo para esta época o mejor guardar y ahorrar  ante la imprevisibilidad de lo que podría pasar el año que viene.
Las primeras medidas que se realizaron luego de las elecciones nos dejaron a todos con los pelos de punta, con el aviso de la quita de los subsidios y el problema que se generó con los dólares y las restricciones para conseguirlos.
Como ya se ha hablado lo que nos espera en este 2012 es inflación, quizá esto no llama la atención porque después de tantos años de convivir con la inflación hasta pensamos que es un argentino más, pero aclaro que no debe ser tomado como algo normal, la inflación nos afecta a todos, por ser más clara afecta el bolsillo de todos y con las últimas medidas económicas que ha tomado el gobierno es de esperarse que se incremente,  y de a poco vamos a notar este incremento por el incremento en los precios de los productos y servicios que consumimos todos los días, así como también las tasas de los impuestos.
Si a la situación mencionada le agregamos que vivimos en la ciudad de Córdoba donde nuestro nuevo  intendente  ha sido muy sincero respecto de que la situación del municipio es complicada, sabemos que no hay que esperar que puedan destinar gasto público en obras o en reparaciones importantes y que en el corto plazo no saben cómo hacer para poder pagar todos los sueldos, estamos es una situación difícil y todo esto se va a traer como resultado la gran disminución en el consumo de los cordobeses y, los primeros que sufrirán las consecuencias de esto serán, como ocurre siempre en estos ciclos, el sector comercial.
Ya han avisado además el aumento de las tarifas de los servicios públicos como son el gas del 200%  aproximadamente y la luz del 28%, siendo que este aumento de energía arrancará en el 2012. Ahora la pregunta ante esto. ¿Cómo tomaran estos aumentos los cordobeses? Mientras el Estado, (en particular el Municipal y Provincial ) no recuperen su capacidad de dar respuesta a servicios esenciales, no habrá posibilidad de recuperar la disciplina fiscal y lamentablemente la experiencia argentina demuestra que, lo primero que ocurre con el aumento de los impuestos, es un inmediato  aumento de la evasión impositiva.
En síntesis, este 2012 hay que ser precavidos, no se va acabar el mundo pero córdoba va a estar complicada, solo vamos a tener que tener paciencia y estar atentos ante las medidas económicas que tome el gobierno para que ninguna situación nos agarre de sorpresa.