lunes , 22 de julio, 2019

Alfonsín llamó a “reunir a todas las fuerzas progresistas para el 2015”

El dirigente radical Ricardo Alfonsín lanzó su candidatura para renovar su banca en la Cámara de Diputados, con un acto en la Federación de Box, donde llamó a “reunir a todas las fuerzas progresistas para gobernar el país en el 2015”. Criticó al Gobierno nacional.

De esta manera el ex candidato presidencial envió una nueva señal al Frente Amplio Progresista (FAP), que lidera a nivel nacional Hermes Binner, y a la Coalición Cívica-ARI (CC-ARI), en momentos en que las negociaciones que lleva adelante la UCR con esas fuerzas atraviesan algunas dificultades.Es que algunos de los sectores del FAP, en particular, Unidad Popular, que encabeza Víctor De Gennaro, rechazan una alianza con el radicalismo y ya amenazaron con irse del Frente si se concretara esa posibilidad.

El acuerdo postularía al dirigente de Chascomús y a la referente del GEN Margarita Stolbizer como cabezas de lista a la cámara baja, pero aún no se han definido en qué orden irán en la nómina.

Minutos antes del acto, en diálogo con Télam, Alfonsín se mostró confiado en la posibilidad de que la UCR logre alcanzar un acuerdo con el FAP y la CC-ARI, al tiempo que no descartó que la composición de las listas sea definido por consenso.

“Esperamos que pronto haya una decisión formal de las fuerzas que integran el FAP y la CC-ARI”, sostuvo y agregó: “Me ilusiono con que todos seamos capaces de actuar con grandeza poniendo por encima de cualquier interés sectorial o personal, lo que sea mejor para el país, que es construir una alternativa que pueda disputar el poder en el 2015”.

Críticas al kirchnerismoEn lo que pareció un discurso más cercano al de un candidato presidencial, Alfonsín desplegó sus propuestas en materia de transporte, energía, educación, crecimiento y desarrollo social.

Ante la militancia, el dirigente radical hizo un balance de los diez años de administración kirchnerista, y aunque admitió “logros importantes”, como la asignación Universal por Hijo, aseguró que “el gobierno no ha sabido aprovechar las favorables circunstancias que existieron en estos años para la Argentina y para la región”.

Asimismo, sostuvo la “necesidad de poner en marcha un proceso de industrialización”, al tiempo que reclamó la implementación de  una “profunda reforma tributaria”.

Alfonsín alzó un bolso sobre el escenario y preguntó: “¿Saben cuánto pesa? Acá se llevan hospitales y se llevan escuelas”, señaló el líder radical, en alusión a las denuncias contra el kirchnerismo por lavado de dinero.En su mensaje, Alfonsín sostuvo, además, que, si la Justicia rechaza las impugnaciones contra la reforma judicial, la UCR trabajará para “ir con lista única de la oposición para consejeros” para “infligirle una derrota electoral a nivel nacional al Gobierno”.

“Vamos a ir a la Justicia y tendrá que declarar la inconstitucionalidad de la ley (de reforma del Consejo de la Magistratura), pero, si no lo hiciera, tenemos que ir con una lista común… ¡Es lo que la República está pidiendo! ¡Y vamos a tratar de infligirle una derrota electoral a nivel nacional!”, aseguró el ex candidato presidencial.

Según dijo el dirigente, el de la presidenta Cristina Kirchner “es un gobierno populista, que no es lo mismo que popular”, de la misma manera que “oportunista no es lo mismo que oportuno y exitista no es lo mismo que exitoso”.

“Éste es un Gobierno autoritario y populista, que se caracteriza por destratar y violentar a las instituciones de la República, sobre todo a las que deben controlar al Gobierno y a los funcionarios corruptos”, sostuvo Alfonsín ante cientos de militantes que colmaron emblemática sede con banderas, pancartas y bombos.

Con una impecable camisa blanca y escarapela, Alfonsín le pidió al oficialismo “un poco de humildad” y se enfocó en la “ineficiacia” del Gobierno en diversas áreas del Estado: “Si están tan preocupados por la Justicia social, ¿cómo puede ser que hayan sacrificado la calidad de la educación pública, el transporte y la salud?”, preguntó.

Y, acto seguido, denunció que el Gobierno buscará una reforma constitucional “no para eternizar a Cristina”, sino para cambiar la arquitectura institucional del país y “garantizar su salida tranquila” del Ejecutivo nacional “con la eternización del partido de gobierno”.

“¡Están destinando los fondos públicos a los bolsillos de los funcionarios! ¿Y ustedes creen que con la reforma judicial va a haber más garantías para investigar los casos de corrupción que nos estamos enterando todos los días?”, preguntó.

El encuentro reunió a buena parte de la cúpula nacional del radicalismo, como los titulares del Comité Nacional, Mario Barletta, y de la Convención Nacional, Lilia Puig de Stubrin, además de los diputados nacionales, Juan Pedro Tunessi, Miguel Bazze y María Luisa Storani, Ricardo Gil Lavedra y Manuel Garrido.También estuvieron, el titular de la Auditoría general de la nación Leandro Despouy, el precandidato a senador nacional por la Capital Federal, Rodolfo Terragno, y los dirigentes Javier González Fraga y Marcelo Stubrin.

(Fuente: Télam y Cadena 3)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *