lunes , 19 de agosto, 2019

La pareja del español asesinado en Chubut apuntó a la ex mujer

Carolina Gayá vinculó el crimen de su novio con los conflictos que mantenía con la madre de su hija, y aseguró que el auto en el que se movilizaba el homicida es el mismo que habían visto estacionado en la puerta de la casa de la madre de la niña.

“Todas las pistas nos llevan al mismo lugar”, dijo a Télam Carolina Goyá, en referencia a la ex mujer de su novio, Domingo Expósito Moreno, de quien dijo que “es la autora intelectual de todo esto”.

Goyá es profesora de Flamenco en la ciudad chubutense de Comodoro Rivadavia y, desde el crimen de Expósito Moreno, vive con custodia policial ante el temor de que pudieran atacarla.

“Soy la única testigo del crimen. Yo, y mi hijo de cuatro años. Tengo miedo por mi y por mi hijo”, se lamenta la mujer en una entrevista telefónica con Télam, en la cual aseguró que su novio “ya había sufrido amenazas por parte de dos hombres que bajaron del departamento de su ex mujer”. 

“Hace unos días Domingo fue a la casa de su ex mujer porque quería ver a la nena. Hacía cuatro meses que no lo veía porque ella no se la dejaba ver, y quería verla aunque sea unos minutos. Entonces aparecieron estos dos hombres que le dijeron `o subís o te vas de acá, no te podés quedar en la puerta`”, relató Goyá.

“Domingo no quería subir porque tenía miedo de que le hicieran algo”, dijo.

El crimen de Expósito Moreno (31) ocurrió cerca de las 22 del miércoles, cuando estacionaba su Renault Clío sobre la calle 9 de Julio, acompañado por Gayá y el hijo de ésta, de cuatro años. 

“A pocos metros estaba estacionado un Volskwagen Gol Power color gris, patente FSN655, del cual bajó un hombre encapuchado que le empezó a disparar. Le disparó cuatro o cinco veces, hasta que lo mató”, contó la mujer a Télam.

Luego, dijo: “Yo pensé que después venía a matarme a mí. Apenas atiné a tirarme para esconderme atrás de una camioneta que estaba estacionada, y así proteger a mi hijo. Pero yo supuse que después venía yo”.

“Estoy muy conmocionada, muy asustada, triste, con impotencia. Quiero que se haga justicia”, dijo la profesora de Flamenco, quien hacía más de un año y medio que estaba en pareja con Expósito Moreno.

Tras dispararle a Expósito Moreno, el agresor volvió a subirse al Gol y desapareció del lugar.

“Ese auto aún no fue hallado. Se dice que habitualmente lo manejaba un amigo de la madre de la hija de Domingo. Es el mismo auto que estaba estacionado desde hacía más de quince días en la puerta de la casa de ella”, explicó Gayá. 

Respecto a su novio, la mujer contó que “hacía dos años que vivía en Comodoro Rivadavia” y que “era una persona muy querida. La verdad es que lo quería todo el mundo”.

Expósito Moreno había obtenido la tenencia de su hija tras un largo trámite y el domingo iba a viajar con ella a su país.

“La justicia había ordenado que la madre le tenía que entregar a él a la nena tres días antes, porque en verdad tenían miedo de que se fugara. Por eso, la entrega estaba dispuesta ayer, jueves, pero lo mataron justo un día antes”, explicó.

Respecto al paradero de la madre de la niña, Gayá contó que “hasta ahora sólo hay versiones del lugar dónde está. Algunos dicen que está escondida en un campo a pocos kilómetros de Comodoro y otros dicen que se presentó ante la Justicia, pero a nosotros aún no nos contaron nada”.

(Fuente: Tèlam)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *