viernes , 23 de agosto, 2019

Verborrágico

Las últimas semanas los dirigentes radicales seguían de cerca la evolución en la Justicia Electoral respecto al planteo realizado por el Frente de Izquierda y de los Trabajadores en relación a la novena banca de diputados nacionales en la que finalmente fue confirmada Diego Mestre. Si bien los radicales estaban tranquilos siguieron de cerca los acontecimientos con la premisa de no polemizar y mantener todo en el ámbito jurídico, para ello, la estrategia fue que el apoderado partidario Diego Frossasco fuera el representante radical en el conflicto. Pero Frossasco fue más allá y tuvo un verdadero rally periodístico, en donde no sólo respondió jurídicamente sino que hasta sugirió que la Izquierda se había apresurado a festejar. Esto enfureció a varios radicales. “Si hubiésemos querido planteos políticos hubiésemos mandado a un dirigente, no a él”, dijo ofuscado un hombre allegado al intendente Ramón Javier Mestre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *