Lunes , 24 de Julio, 2017

MalestarII

La semana pasada, la agenda legislativa del concejo se vio alterada por la noticia del robo que sufrió el presidente del bloque oficialista, Lucas Cavallo, a quien de su despacho le sustrajeron alrededor de cien mil pesos, entre dólares y moneda local, que tenía guardados para restituir los depósitos de una propiedad que tiene en alquiler. Cavallo denunció el robo y pidió a la policía que realizará una exhaustiva investigación entre quienes pudieron haber ingresado en su oficina. El relato del edil dejó al desnudo la fragilidad de los controles existentes en el Concejo, lo que generó un gran malestar en el viceintendente, Felipe Labaque, que lo tomó como un cuestionamiento a su gestión. “Felipe no se tiene que enojar, tiene que tomar conciencia de la falta de controles que hay y tomar medidas”, dijo un edil allegado a Cavallo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *