martes , 15 de octubre, 2019

La última palabra

El gobernador José Manuel De la Sota se encargó de decir en los actos del viernes pasado, en la rotonda de La Voz del Interior y en la autovía Córdoba-Salsipuedes, que Juan Schiaretti era su amigo. A su vez Schiaretti no dejaba de decir que De la Sota continuaba con sus obras. La cuestión es que parecía que ambos querían, ante la prensa, tener la última palabra. Siempre muy cordiales el uno con el otro, pero cuando uno callaba el otro arrancaba, como queriendo tener la ultima palabra. Muchos se vieron sorprendidos por tanta amabilidad y tiempo dedicado, por parte de ambos a la prensa local.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *