domingo , 21 de julio, 2019

Lorenzino debió oír quejas por las trabas a las importaciones

Varios países de la región se mostraron contrarios a medidas proteccionistas.
Las políticas proteccionistas se convirtieron en uno de los temas centrales de la cumbre anual del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) en Montevideo. El ministro de Economía, Hernán Lorenzino tuvo que salir a defender la postura argentina frente a las repetidas quejas del resto de los países representados en esta cumbre. Lorenzino dijo que “siempre que hay un proceso de crecimiento tan importante se dan tensiones marginales”, pero desdeUruguay, Chile y México criticaron las políticas implementadas tanto por la Argentino, como por Brasil.

“Un punto central de la UNASUR es incrementar el intercambio regional”, aseguró ayer Lorenzino en diálogo con un grupo de periodistas a partir de las críticas que se desataron desde distintos países de la región por las medidas que implementa el Gobierno y que apuntan a disminuir el ingreso de productos de otros países. “Siempre que hay un proceso de crecimiento tan importante se dan tensiones marginales”, agregó.

El Gobierno comenzó a implementar desde el 1º de febrero el esquema de las Declaraciones Juradas Anticipadas de Importaciones (DJAI) y según estimaciones tanto desde la Cámara Argentina de Comercio (CAC), como de la Cámara de Importadores (CIRA), entre el 20 y el 30%o de los pedidos no fueron autorizados .

“(El proteccionismo) es la amenaza más importante para las posibilidades de desarrollo de nuestros países”, aseguró el viernes el ministro de Economía uruguayo, Fernando Lorenzo. “ Me preocupan las señales que estamos viendo en el Mercosur, además que muchas de estas políticas son arbitrarias”, opinó ayer el ex presidente del Banco Central chileno José De Gregorio.

El Director General Adjunto del Banco Santander, José Juan Ruiz Gómez, opinó que ” desconfiar de tus vecinos trae consecuencias ” y la canciller mexicana Patricia Espinosa dijo el viernes que estas medidas, que según el Gobierno argentino apuntan a mantener el empleo, son ”una visión de corto plazo que afecta al comercio y a las inversiones”. Una postura similar tuvo el director del Departamento para el Hemisferio Occidental del FMI, Nicolás Eyzaguirre. El funcionario del Fondo dijo que el proteccionismo puede ser un buen resorte para salvar el empleo en el corto plazo, pero aseguró que esta práctica es el “principal enemigo” para la institución.

Las críticas hacia las políticas argentinas también apuntan hacia Brasil. El diario uruguayo el Observador publicó un informe en el cual da cuenta de que las mediadas implementadas por el secretario de Comercio argentino, Guillermo Moreno, tuvieron más presencia en la agenda, pero ”las iniciativas tomadas por Brasil las que más daño.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *