miércoles , 17 de julio, 2019

Lanzan bonos para blanquear dólares que están fuera del sistema

Lorenzino anunció que el Gobierno presentó un proyecto para impulsar dos instrumentos financieros que podrán fondearse con dólares no declarados.

Se trata de un bono de ahorro de impacto en el sector energético y un certificado de inversiones para el sector inmobiliario y de la construcción, según informó el ministro de Economía, Hernán Lorenzino.

En una conferencia de prensa brindada en el Salón Tacchi de la AFIP, Lorenzino dijo que se implementarán “dos instrumentos financieros” que consistirán en “un bono con impacto directo en el sector energético y un certifica movilizador del sector inmobiliario y de la construcción en el marco de la reforma de la Carta Orgánica del Banco Central”.

De la rueda de prensa participaron el viceministro de Economía, Axel Kicillof, la titular del BCRA, Mercedes Marcó del Pont, el titular de la AFIP, Ricardo Echegaray, y el secretario de Comerico Interior, Guillermo Moreno.

“Buscamos movilizar el ahorro privado con recursos que hoy están ociosos o no declarados”, explicó el ministro en conferencia de prensa.

Lorenzino explicó que se trata de un “nuevo sistema para el desarrollo de sectores estratégicos, poniendo una vez más la mira en el crecimiento y la creación de empleo. Estamos implementando en esta ocasión dos nuevos instrumentos financieros: un bono con impacto directo en el sector energético, en el marco de la nueva ley del Mercado de Capitales, y un certificado movilizador del mercado inmobiliario y de la construcción, en el marco de la nueva Carta Orgánica del Banco Central”.

“Apuntamos con estas medidas a quienes tengan ahorros en dólares sin declarar puedan usarlos para invertir en instrumentos transparentes y legales que, al mismo tiempo que resguarden esos ahorros, puedan ser utilizados en la operatorio de estos dos sectores: inmobiliario y construcción, e infraestructura e hidrocarburos”, afirmó Lorenzino.

“Seguimos impulsando el objetivo de movilizare el ahorro privado, en este caso, otorgando un estímulo para transformar recursos ociosos, no declarados, que están en una caja de seguridad, que no tiene ninguna rentabilidad, o en el colchón, con lo que esto implica en términos de seguridad. O peor aún, en un paraíso fiscal o en otro país. Pensemos en lo que pasó hace poco en Chipre”, consignó el ministro de Economía.

“La idea es transformar estos ahorros en nuevas inversiones, que significa incorporar esos recursos ociosos en el sistema productivo, para que, a su vez, se traduzcan en nuevos empleos y más consumo, para que sigamos consolidando este modelo que beneficia a todos y no beneficia a un sector determinado”, comentó el funcionario.

Agregó que “estas medidas se integran a los esfuerzos que muchos países, y en particular los más avanzados, están haciendo para traer los fondos depositados en guaridas fiscales, que según algunos cálculos llegan al 25% del PBI mundial, para que reingresen estos recursos a las economías formales en que se generaron”.

Dólares fuera del sistema

Kicillof destacó que “con estas medidas se busca atraer los dólares fuera del sistema formal a la economía productiva”. Estimó que “en promedio cada argentino tiene en el pais unos 1.200 dólares”.

Un “informe del 2006 del Banco de la Reserva de Nueva York ubicaba en a la Argentina como uno de los países con mayores tenedores de dólares en el público, unos u$s40.000 millones y se calcula que ese monto se triplica fuera del país, la mayor parte no declarado a la AFIP”.

Mercedes Marcó del Pont destacó que en caso de aprobar el Congreso estos instrumentos se “instrumentará un Certificado de Depósitos en Dólares, para apuntalar la producción y recobrar el impulso de la construcción”.

Los bancos serán quienes recibirán los dólares nos declarados por sus clientes, por cuenta y orden del Banco Central, quien lo encajará en 100% hasta su reintegro”.

Tendrán poder cancelatorio sobre operaciones nominadas en moneda extranjera. “Serán nominativos, al portador, endosable y se podrá cobrar cuando se realice la inversión en el sector de la vivienda”, agregó Marcó del Pont.

“Se trata de un instrumento para quienes quieren exteriorizar dólares no delcarados, pero también para quienes quieren invertir sus dólares”, explicó la autoridad monetaria.

Mientras que Lorenzino resaltó que el Bono Argentino de Ahorro para el Desarrollo Económico, se enmarca en el mercado de capitales y serán al portador y rendirán 4% de interés semestral.

Exteriorización patrimonial

Pueden incorporarse todas las personas físicas y jurídicas.

Si están en blanco deberán hacerlo antes de la presentación de la Declaración Anjual de Ganancias de 2012.

La exteriorización voluntaria podrá hacerse hasta tres meses de promulgada la Ley. Incluirá a la tenencia de moneda extranjera en el país o fuera, hasta el 30 de abril de 2013. Así como el producido de la venta de esos activos, siempre dentro del límite de 90 primeros días de vigencia de la nueva norma.

“Quedan eximidos todos los impuestos, incluido el correspondiente a los débitos y créditos bancarios”, aclaró Ricardo Echegaray, porque “no tiene fin recaudatorio).

Por el contrario quedan excluidos los fondos vinculados con el lavado de dinero, narcotráfico, y actos de terrorismo, como los funcionarios de los tres poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial.

Destacó Echegaray que “el trámite no será engorroso” y no habrá que hacer rectificatorias en las declaraciones de impuestos, porque recinén se incorporará en la DDJJ de 2013, entre abril y mayo de 2014.

Ante la pregunta de la prensa por qué se toman estas medidas ahora, el secretario de Comercio dijo que se debe a “oportunidad, mérito y conveniencia”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *