martes , 23 de julio, 2019

El superávit de la balanza comercial disminuyó un 11%.

La balanza comercial de 2011 mostró un superávit de u$s10.350 millones de dólares, aunque el saldo positivo representó una disminución de 11% con respecto al resultado del año anterior, las ventas externas crecieron 24% mientras las compras fueron 31% superiores a las de 2010.
Para el 2012 no puede asegurarse que haya una recuperación del superávit, viendo ya que este es el segundo año consecutivo que se observa una disminución, puede estimarse que para este año haya una disminución todavía más marcada.
Según datos ofrecidos  por el por el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), el saldo entre exportaciones e importaciones en 2011 se ubicó por debajo del de 2010.
El resultado se obtuvo luego de que diciembre se obtuviera  un superávit de 280 millones de dólares, cifra que representó un aumento de casi 140% con respecto al mismo período del 2010, donde se obtuvo  118 millones de dólares.
Durante el último mes del año se realizaron exportaciones por un valor de 6.269 millones, contra importaciones por 5.989 millones.
El informe del organismo oficial precisa además que durante todo el año pasado las exportaciones sumaron 84.269 millones de dólares, con un crecimiento interanual de 24%, y compras al exterior por 73.922 millones, 31% por encima de las del año anterior.
Esto se debió a que las importaciones, que en diciembre alcanzaron los u$s5.989 millones, tuvieron un crecimiento interanual de apenas 11%, la tasa de variación más baja del 2011.
Todos los sectores dieron un resultado positivo con respecto a 2010, excepto  el aumento en las importaciones de combustibles y lubricantes que tuvo una incidencia importante en la caída del superávit comercial, este sector retrocedió 1% respecto al año anterior por una caída de 23 % en las cantidades vendidas, a pesar de que los precios aumentaron 29%, según la información oficial. El año pasado, según el Indec, la diferencia entre las exportaciones de “combustibles y energía”  y las importaciones de “combustibles y lubricantes” arrojó un resultado negativo cercano a US$ 3000 millones.
El informe del Indec indicó detalles sobre el origen y el destino de las producciones.
El Mercosur y, preferentemente, Brasil, resultó el principal comprador de Argentina, con 25%, seguido por la Unión Europea, con 17%, y las naciones de Asia y el Pacífico, entre ellas India y China, con 16%.
Siendo también el Mercosur  el principal proveedor, con 31% de las importaciones, seguido por las naciones de Asia y el Pacífico, con 22%, y la UE con 16%. Los Bienes Intermedios representaron 29% de las importaciones argentinas, le siguieron en importancia los Bienes de Capital con 20% y las Piezas y accesorios para bienes de capital, con 19% del total.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *