Lunes , 23 de Octubre, 2017

Crean una unidad estatal para evitar maniobras en comercio exterior

Lo dispuso el gobierno nacional luego de que se constataran diversas vías de fuga de divisas. Tendrá como nombre Unidad de Seguimiento y Trazabilidad de las Operaciones de Comercio Exterior y funcionará en la órbita de la Jefatura de Gabinete. Los detalles.

La unidad fue creada “con el objeto de verificar el precio y la cantidad de los bienes y servicios exportados e importados por el país, juntamente con el ingreso y el egreso de divisas”

La Unidad de Seguimiento y Trazabilidad de las Operaciones de Comercio Exterior fue creada en el ámbito de la Jefatura de Gabinete de Ministros, mediante el decreto 2103, que se publica en el Boletín Oficial.

La nueva Unidad será presidida por el Jefe de Gabinete de Ministros, Jorge Capitanich, y la integrarán representantes del Ministerio de Economía y Finanzas Públicas, a través de las secretarías de Comercio y de Coordinación Económica y Mejora de la Competitividad; y la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), con la participación de la Aduana, la Dirección General Impositiva y la Dirección General de Recursos de la Seguridad Social.

Conformarán asimismo la instancia estatal el Banco Central (a través de la Superintendencia de Entidades Financieras y Cambiarias); la Superintendencia de Seguros de la Nación (SSN); la Comisión Nacional de Valores (CNV); y la Unidad de Información Financiera (UIF, del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos).

El decreto señala además que se invita integrar la Unidad a la Procuraduría de Criminalidad Económica y Lavado de Activos (Procelac, del Ministerio Público Fiscal).

La Unidad de Seguimiento efectuará “el monitoreo de las operaciones de comercio exterior, procurando su seguimiento y trazabilidad”, dice el decreto.

Asimismo, coordinará el acceso, por parte de los organismos competentes, de los reportes de las operaciones de comercio exterior “a los efectos de verificar el cumplimiento de los requisitos formales y sustanciales exigidos por la normativa vigente”.

Luego, realizará “el seguimiento de los ajustes y denuncias formuladas por los organismos de control relacionadas con las operaciones de comercio exterior”, a la vez que solicitará y brindará información a otras jurisdicciones, sobre los temas de competencia de la Unidad.

La medida se justifica “a los efectos de asegurar la estabilidad macroeconómica”, explica el decreto, que lleva las firmas de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner; el jefe de Gabinete; y la ministra de Industria, Débora Giorgi.

Según la medida, la necesidad del mecanismo de verificación, tanto de importaciones como de exportaciones, surge del incremento de la magnitud del comercio exterior, que creció sistemáticamente en el período 2003-2013 y alcanzó en 2011 un monto aproximado de 150 mil millones de dólares.

“Las empresas multinacionales participan en aproximadamente el 68% del comercio exterior argentino”, añade el decreto.

En ese marco, prosigue la norma, la AFIP “ha detectado diferentes casos de sobrefacturación de importaciones, subfacturación de exportaciones y precios de transferencia que disminuyen el monto de impuestos a pagar en la Argentina””.

De ese modo, advierte el decreto, las empresas que realizan tales operaciones promueven “sistemas encubiertos de transferencias de divisas, afectando de este modo la calidad de vida del pueblo argentino mediante maniobras delictivas”.

(Fuente: Télam)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *