martes , 23 de julio, 2019

Por una infección en una muela casi se muere Patricio Toranzo

El plantel de Racing contó con dos regresos, el del entrenador Alfio Basile, quien habló “poquito” de su operación de garganta y del volante Patricio Toranzo, quien estuvo a “minutos” de la muerte y a punto de sufrir “un paro cardiorrespiratorio”.
Basile volvió a un entrenamiento en Avellaneda luego del descanso que le sugirió el médico que lo operó de un nódulo en la garganta y al llegar habló unas palabras por el canal TN. “Puedo hablar poquito, en voz baja”, dijo, manteniendo su tono gravemente áspero y agradeció que los jugadores le hayan dedicado el triunfo en el clásico de verano ante Independiente: “Me encantó”, refirió.
Luego de una charla en el vestuario, donde al parecer habló de más, el entrenamiento, más físico que otra cosa, quedó al comando de sus colaboradores Claudio Ubeda y Rubén “Panadero” Díaz.
Pero también volvió Toranzo, quien contó que estuvo a un paso de la muerte. Todo comenzó hace unos diez días cuando por una infección de una muela se preparó para una intervención, el viernes 20 de enero, pero la afección avanzó hacia la glotis, que al inflamarse casi le impedía respirar.
“La pasé muy mal”, prolongó el futbolista, quien admitió haber cometido el error de no haber dejado pasar el tiempo necesario entre dos inyecciones para bajar la infección previo a la operación.
“A las 9 de la mañana del viernes tenía que operarme y a las 7 de la mañana me levanto y siento mareos, siento que se me había cerrado la garganta y tenía poco espacio para respirar“, recordó.
Y prosiguió: “Agarré el auto y llegué con las últimas a la clínica Sagrada Familia y por minutos me salvaron la vida. No me lo voy a olvidar nunca”. “Estuve a punto de tener un paro cardiorrespiratorio porque casi no respiraba”, describió.

Fuente: DyN

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *